'Modi' asume como premier en la India

El mandatario inició su jornada con una visita al memorial de Mahatma Gandhi.
El hinduista Narendra Modi.
El hinduista Narendra Modi. (Adnan Abidi/Reuters)

Nueva Delhi

El nuevo primer ministro de India, el hinduista Narendra Modi, tomó ayer posesión del cargo en un acto con grandes medidas de seguridad y la presencia de mandatarios del sur de Asia, entre ellos su par de Pakistán, Nawaz Sharif, país que mantiene una enconada rivalidad con India desde la descolonización británica en 1947.

Desde entonces, India y Pakistán se enfrentaron en tres guerras y varios conflictos menores, en especial por la soberanía de la región fronteriza de Cachemira.

Se espera que Sharif y Modi tengan un encuentro oficial hoy en la capital india, pero analistas destacaron la ausencia de algún representante de Estados Unidos, que ha estrechado sus lazos con el gigante asiático en la última década pero marcó distancias con el líder hinduista.

Modi juró su cargo ante el presidente del país, Pranab Mukherjee, en una ceremonia ante el Palacio Presidencial en presencia por primera vez de los líderes de los otros siete países que integran la Asociación para la Cooperación Regional del Sur de Asia (SAARC).

El nuevo premier juró el cargo por la tarde en un acto retransmitido por tv y que contó con un despliegue de unos 10 mil efectivos de seguridad, incluidos paramilitares, una brigada especial de protección y Guardia Nacional.

Luego juraron sus ministros, el primero de ellos Rajnath Singh, presidente del partido de Modi -el Bharatiya Janata Party (BJP)-, quien ocupará la cartera de Interior, y otros "pesos pesados", como la nueva canciller, Sushma Swaraj.

Modi inició la jornada con una visita al memorial de Mahatma Gandhi en la capital del país y luego acudió a la residencia de Atal Bihari Vajpayee, primer ministro del BJP entre 1998 y 2004.

El BJP arrasó en las recientes elecciones al lograr 283 de los 543 escaños del Parlamento nacional, por lo que gobernará con mayoría absoluta, lo que no ocurría en India desde 1984.

Entonces accedió al poder Rajiv Gandhi tras el asesinato de su madre, Indira, primera heredera de una dinastía iniciada con su padre, Jawaharlal Nehru, de cuya muerte se cumplen mañana 50 años.

La debacle electoral del hasta ahora gobernante Partido del Congreso con el peor resultado de su historia, 44 escaños, no impidió que acudieran al acto la presidenta de la formación, Sonia Gandhi, y su hijo Rahul, director de la campaña electoral y delfín de la dinastía, no emparentada con el padre de la nación india, Mahatma Gandhi.