México y Guatemala, con candidatos para suceder a Insulza

El actual secretario general de la OEA finaliza su etapa el 26 de mayo tras una década en el cargo, que se ha ido repartiendo informalmente entre los países al sur y al norte del istmo de ...
Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la Cepal y posible candidata a la secretaría general de la OEA
Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la Cepal y posible candidata a la secretaría general de la OEA (Especial )

Asunción

El chileno José Miguel Insulza culminará hoy su última Asamblea General de la OEA como secretario general del organismo y con el cierre de las puertas en Asunción se abrirá la carrera para la sucesión, para la que hay candidatos posibles de Guatemala y México, según diversas fuentes.

El propio Insulza planteó el tema en una comida el miércoles a puerta cerrada con los jefes de las delegaciones de todos los países de América, menos Cuba, el momento más importante de la Asamblea porque permite a los cancilleres decir sin tapujos lo que piensan, sin la presencia de las cámaras.

En esa reunión aseveró que su último día en su oficina será el 26 de mayo, con lo que cumplirá una década en el cargo, que asumió en 2005 y para el que fue reelegido en 2010.

Insulza pidió una transición de cuatro meses con su sustituto, por lo que la elección se haría en febrero, en una asamblea especial, según dijo a Efe el canciller guatemalteco, Fernando Carrera. En las últimas décadas se ha seguido la regla informal de que Suramérica se turna la Secretaría General con los países al norte del istmo de Panamá.

Carrera confirmó que su Gobierno sopesa presentar para el cargo al ex vicepresidente Eduardo Stein, un hombre que su país ya ha propuesto en el pasado para presidir la organización. "Vamos a dedicarnos los siguientes dos meses a recabar información de qué tan fuerte puede llegar a ser la candidatura de él en el marco de la OEA, sabemos que hay interés de muchos países", dijo Carrera.

"Me parece que tenemos un candidato sólido, muy experimentado, comprometido con el proyecto de la OEA, capaz de comprender la necesidad de cambios para fortalecer la institución, sin destruirla obviamente", dijo el canciller. Stein fue canciller de Guatemala en el Gobierno de Álvaro Arzú (1996-2000) y vicepresidente del país con Oscar Berger (2004-2008).

Carrera destacó que Stein estuvo a cargo de misiones de la OEA en Perú durante la transición tras la caída de Alberto Fujimori y en Honduras después del golpe de Estado de 2009. Otro nombre que suena en los corredores del Centro de Convenciones de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), donde tiene lugar la Asamblea, es la mexicana Alicia Bárcena, actual secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

Bárcena, una bióloga con un posgrado en administración pública, ha ocupado durante la mayoría de su carrera altos cargos en organismos de la ONU, en áreas de desarrollo y ambiente, y fue jefa de Gabinete de Kofi Annan cuando este era Secretario General de Naciones Unidas.

Sin embargo, otro mexicano podría entrar en liza. Se trata de Emilio Rabasa, su actual embajador ante la OEA, quien el pasado lunes no quiso confirmar si estaría interesado en el puesto, pues consideró que abordar el reemplazo de Insulza ahora sería "prematuro".

"Abrir el debate sobre su posible sucesión estaría debilitando la figura de la Secretaría General en momentos en que debería estar muy fortalecida porque precisamente estamos en medio de un proceso de reforma de la OEA", dijo a Efe el diplomático.

Rabasa preside un grupo de trabajo del organismo que desde el año pasado se encarga de definir la "nueva misión" de la OEA, que enfatice su "valor agregado" frente a otros organismos creados en la región más recientemente, como la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) o la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac), relató.

Rabasa procede de una familia de altos funcionarios mexicanos, incluido su padre, también llamado Emilio Rabasa, quien fue canciller, su abuelo, el diplomático Óscar Rabasa, y su bisabuelo, el jurista Emilio Rabasa. Otro nombre que rueda para el puesto es Diego García Sayán, magistrado de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), un órgano autónomo de la OEA.

Su elección quebraría la regla informal de la Secretaría General de la OEA pues es peruano. García Sayán fue presidente de la CorteIDH, así como ministro de Justicia y canciller de Perú. La OEA es la organización multilateral más antigua del planeta, pues data de 1889. Aunque la de Asunción será la última Asamblea General ordinaria de la OEA presidida por Insulza, está prevista una Asamblea Extraordinaria en Guatemala en septiembre para abordar el tema de las drogas.