Medios cubanos hablan de "aproximación con EU"

Mientras el diario Granma afirmó que en Washington crecen las voces de quienes piden a Obama "normalizar las relaciones con Cuba", la Sección de Intereses de Cuba en EU volvió a renovar ...

La Habana

El diario oficial cubano Granma dijo hoy en portada que en Estados Unidos crecen las voces de quienes “piden a Barack Obama normalizar las relaciones con Cuba”, mientras en Washington el presidente de Uruguay, José Mujica, afirmó que el actual gobierno demócrata “es el más maduro” para alcanzar ese propósito.

En lo que analistas en La Habana consideran “la aproximación de una nueva etapa, impensable en el último medio siglo”, el portavoz del gobernante Partido Comunista de Cuba reseñó los pedidos hechos a Obama por una asociación empresarial y líderes de las iglesias de ese país. “La ubicación (geográfica) de Cuba representa una excelente oportunidad para los productos alimentarios y de consumo de Illinois”, dijo la Asociación de Productores de maíz, tradicionalmente vinculada al comercio con la isla.

Por su parte, dirigentes de iglesias cristianas, evangélicas, morva, del Consejo Nacional de Iglesias, de las  Iglesias Presbiterianas y otras congregaciones, propusieron a Obama “entablar conversaciones inmediatas y de buena fe (…) en un diálogo de alto nivel”.

La ofensiva mediática se registra luego de que diplomáticos estadunidenses aceptaran la propuesta de La Habana de examinar la captura en la isla de cuatros cubanos residentes en EU y  detenidos cuando, según policía nacional, planeaban atacar bases militares en el país, como parte de “acciones terroristas” fraguadas en Miami.

En este contexto, el presidente uruguayo José Mujica, quien el lunes se entrevistó con Obama  y permanecerá hasta el jueves en EU,  declaró que aunque “hay que trabajar mucho”,  en su opinión “este gobierno es el más maduro para mejorar las relaciones con Cuba”. Mujica pidió también a Obama la excarcelación de tres agentes  de la inteligencia cubana encarcelados en EU, según la televisión estatal de la isla.

La libertad de esos agentes y del estadunidense Alan Gross, quien cumple quince años de cárcel en La Habana por  “participar en un proyecto subversivo” en la isla, está siendo negociada discretamente por los dos gobiernos, según trascendidos.

Las pláticas bilaterales se reanudaron el junio de 2013  y en septiembre del mismo año el historiador y ensayista cubano Elier Ramírez hizo una inusual advertencia en la web oficial Cubadebate. La isla “debe prepararse con prontitud” para la normalización de relaciones con EU, “ese ya es un camino inexorable”, dijo.

De otra parte, la Sección de Intereses de Cuba en Washington volvió a renovar pasaportes de ciudadanos cubanos con pasajes para visitar la isla entre el 15 de mayo y el 15 de agosto, informó hoy la representación diplomática. La oficina explicó que los trámites de renovación de pasaportes deberán ser realizados a través de agencias de viaje, ya que la oficina consular sigue sin contar con servicios bancarios.

Esa oficina había suspendido el 14 de febrero todas sus tareas consulares -salvo operaciones humanitarias o de emergencia- ante la negativa de bancos estadunidenses de aceptar administrar sus cuentas bancarias. Sin embargo, la representación decidió abrir un período de actividad para "pasaportes vencidos o próximos a vencer" y para personas con pasajes en orden para viajar a Cuba.

Ese plazo determinado, de tres meses, podrá ser extendido "en caso de que la implementación de la solución alternativa tomara más tiempo del que se ha previsto", informó la representación consular. Desde noviembre del año pasado la Sección de Intereses de Cuba busca infructuosamente un banco estadunidense o uno extranjero con operaciones en Estados Unidos que acepte administrar las cuentas de las oficinas en Washington y ante la ONU, en Nueva York.

En febrero, la portavoz adjunta del Departamento de Estado, Marie Harf, dijo en conferencia de prensa que la cancillería estadunidense prestaba ayuda a la representación cubana para hallar una nueva entidad bancaria que asuma esas cuentas, pero sin éxito. Harf añadió en esa oportunidad desconocer la razón que los bancos contactados alegaron para negar servicios bancarios a la representación cubana.