Marina Silva pone precio a su apoyo a Aecio Neves

La candidata ecologista aplazó su decisión sobre a quién apoyará en la segunda vuelta a que el opositor Aecio Neves, que en las primeras encuestas tiene una ligera ventaja de 46 a 44% sobre Dilma ...
El candidato del partido socialdemócrata brasileño, Aecio Neves, durante una rueda de prensa hoy en Río de Janeiro
El candidato del partido socialdemócrata brasileño, Aecio Neves, durante una rueda de prensa hoy en Río de Janeiro (AFP)

Brasilia

La ecologista Marina Silva, tercera en la elección presidencial en Brasil con 22 millones de votos, aplazó la decisión sobre a quién apoyará en el balotaje, a la espera de un compromiso público del opositor Aecio Neves sobre sus propuestas.

Los votos de Marina Silva son considerados clave en la definición de la segunda vuelta electoral el 26 de octubre, en la que Neves, del Partido de la Socialdemocracia Brasileña (PSDB) apareció técnicamente empatado con la mandataria Dilma Rousseff (Partido de los Trabajadores (PT, izquierda) en los primeros sondeos sobre intención de voto en el balotaje, publicados hoy.

Las encuestadoras Datafolha e Ibope dieron a Neves una leve ventaja de 46% a 44% sobre la mandataria. El opositor habría captado 64% de los electores de Silva.

Un compromiso público

Políticos cercanos a la ex ministra de Medio Ambiente dijeron que esperan que Neves dé una señal de que adoptará algunas de sus prioridades. "Marina quiere pronunciarse a partir del momento en que la coalición de Aecio Neves diga que está de acuerdo o no con puntos del programa que le vamos a ofrecer", dijo el socialista Beto Albuquerque, que fue candidato a vicepresidente de la ecologista, citado por el portal G1.

Walter Feldman, representante del grupo Red Sostenibilidad de Silva y coordinador de su campaña, entregará a Neves un documento con esas prioridades el viernes en Rio de Janeiro. El objetivo no es negociar un acuerdo, sino que Neves "asuma públicamente" un compromiso, dijo a la AFP Pedro Ivo, dirigente de la agrupación de Silva. Según Ivo, lo que está claro es que Silva "no apoyará a Dilma Rousseff".

La propia Marina Silva divulgó una carta en la que indicó que "las respuestas que obtenga serán fundamentales para mi manifestación [de apoyo], que será hecha oportunamente en esta segunda vuelta electoral". En una rueda de prensa en Rio, Neves dijo que aguarda "con serenidad" la decisión de Silva.

El apoyo de Marina Silva, que obtuvo 21.3% de los votos el domingo, "tiene un efecto muy importante para ayudar a construir una imagen de Neves más competitiva para el balotaje", dijo a la AFP Rafael Cortez, analista de la consultora Tendencias.

En las elecciones de 2006 y 2010, cuando el PSDB fue derrotado, "solo el PT conseguía nuevos apoyos en la segunda vuelta; ahora aparece aislado, sin nuevas alianzas", destacó. Pero un apoyo directo de Silva a Neves "choca con el discurso de Red Sostenibilidad contra la 'vieja' polarización entre el PT y el PSDB", que monopolizan el poder desde hace 20 años en Brasil, siguió.

Silva tenía previsto anunciar hoy su decisión, pero lo canceló. El Partido Socialista, que lanzó la candidatura de la ecologista, anunció el miércoles su apoyo a Neves, y la agrupación de Silva recomendó a sus electores a votar por Neves, en blanco o nulo.

La agrupación de Silva divulgó hoy lo que considera "sus banderas", entre ellas el fin de la reelección para presidente y destinar 10% del PIB para la salud, un compromiso en contra de la reducción de la edad de imputabilidad penal, y la protección del medio ambiente, la Amazonía y las tierras indígenas.

Nuevas denuncias de corrupción

La campaña se agitó hoy con declaraciones de un ex director de Petrobras, Paulo Roberto Costa, que dijo que grandes empresas destinaban hasta 3% del valor de contratos con la petrolera estatal al Partido de los Trabajadores de Rousseff y otros dos partidos aliados del gobierno, según una grabación de su declaración ante un juez filtrada a la prensa.

El ex director de Abastecimiento de Petrobras entre 2004 y 2012, Paulo Roberto Costa, acusado de lavado de dinero y en prisión domiciliaria, dijo a un juez que varias empresas tenían un acuerdo para distribuirse contratos de la petrolera. Las empresas añadían un 3% de sobreprecio destinado a "agentes políticos", indicó Costa, según un audio de su declaración publicado por varios medios.

Costa hizo un acuerdo con la justicia para reducir su pena a cambio de dar toda la información sobre el caso. Ninguna de sus denuncias ha sido probada. En tres direcciones de la petrolera administradas por jerarcas ligados al partido de gobierno, el "3% [de los contratos] iba directamente al PT", dijo Costa a un juez de Paraná (sur), según la grabación de su declaración.

"Había también recursos que eran pasados al PMDB", el Partido del Movimiento Democrático, principal aliado del gobierno, que en general designaba al director de asuntos internacionales, dijo.

El tercer partido beneficiado por este mecanismo fue el Partido Progresista (PP, aliado del PT), que recibía un 1% de la sobrefacturación. De ese dinero, dijo Costa, 60% iba al partido, 20% a gastos, y otro 20% era repartido entre el empresario Alberto Yousseff -acusado de comandar una enorme red de lavado de dinero-, el fallecido ex diputado del PP José Janene y el propio Costa.

"Yo recibía [dinero] en efectivo, en mi casa, en un shopping, en mi oficina", dijo. Costa citó como contacto al tesorero del PT, Joao Vaccari. A pedido del juez se limitó a mencionar partidos y no a legisladores en ejercicio, porque éstos no pueden ser juzgados por la justicia común, sino por la Corte Suprema.

El PT negó rotundamente las acusaciones, que surgen en el momento más álgido de una campaña que ya prometía ser muy dura. El presidente del PT, Rui Falcao, emitió una nota negando categóricamente las denuncias.

"El PT desmiente la totalidad de las acusaciones de que el partido habría recibido transferencias financieras originadas en contratos con Petrobras", dijo. La secretaría de Finanzas del PT también desmintió toda participación de su tesorero.

Petrobras indicó por su lado que "colabora efectivamente" con la investigación, y que las autoridades la han reconocido como una "víctima en este proceso de investigación". Las autoridades descubrieron 23 millones de dólares en cuentas de Costa en Suiza, que éste ha prometido devolver.

El empresario Yousseff también tiene un acuerdo con la justicia para reducir su pena a cambio de información. El caso, bajo secreto sumarial, ya es utilizado por la oposición para criticar al PT y a su candidata, la presidenta Dilma Rousseff.

"Son gravísimas las acusaciones realizadas por el ex director de Petrobras contra el tesorero del PT", declaró Aécio Neves en su cuenta de Twitter. Costa dijo que Joao Vaccari era el contacto del esquema de corrupción en el PT.

"El castillo de naipes en el que se transformó el gobierno del PT se está derrumbando", añadió. Neves recibió el miércoles el apoyo de dos candidatos presidenciales derrotados el domingo: Eduardo Jorge del Partido Verde, y el evangélico Pastor Everaldo, del Partido Social Cristiano. El Partido Popular Socialista también le ofreció su voto.

Rousseff, cuyo Partido de los Trabajadores está en el poder desde 2003, cuenta con el apoyo de una amplia alianza de deiz partidos que le garantiza mayoría en el Congreso, entre éstos el gigante Partido del Movimiento Democrático (PMDB, centro).

La Corte Suprema brasileña condenó hace dos años a altos cargos del PT por tener entre 2003 y 2005 una contabilidad paralela destinada a comprar apoyo político de legisladores de partidos aliados.