Maduro emplaza a Obama a ordenar el "caos" de su política hacia Venezuela

Al grito de "yanquis del carajo" el presidente de Venezuela reclamó a su par estadunidense que "rectifique" y cese "la conspiradera y golpes de Estado".
Nicolás Maduro, en un acto proselitista en San Felipe, en el que aseguró que no aceptará "ni una ofensa más" por parte de Estados Unidos
Nicolás Maduro, en un acto proselitista en San Felipe, en el que aseguró que no aceptará "ni una ofensa más" por parte de Estados Unidos (EFE)

Caracas

El presidente Nicolás Maduro, al grito de "yanquis del carajo", emplazó este lunes al presidente estadunidense Barack Obama a que "rectifique" y "ordene el caos" de su política hacia Venezuela y que cese "la conspiradera y golpes de Estado".

"Presidente Obama ha llegado la hora de que usted rectifique de manera temprana su equivocada, errática y derrotada política contra Venezuela y contra la revolución de Bolívar y Chávez (...). ¡Yanquis del carajo respeten nuestra patria!", gritó airadamente Maduro durante un acto público.

El presidente, que pronunció un encendido discurso durante una cadena de radio y televisión obligatoria, volvió sobre sus acusaciones de que Estados Unidos estaría fomentando a través de su embajada en Caracas y aliado con partidos de la oposición y empresarios una intentona golpista contra su gobierno.

"Presidente Obama ordene el caos que tiene usted en su política hacia Venezuela. Nuestro pueblo no va a aceptar más injerencias de su gobierno y más abusos de su embajada", dijo Maduro al acusar a la representación diplomática de "llamar" a militares, empresarios, opositores y periodistas a levantarse contra su gobierno.

"¡Ya basta de conspiradera y de golpes de Estado! ¡Ya basta, mano de hierro con el pueblo unido, se acabó la doble banda de la oposición!", añadió el mandatario al señalar que los partidos opositores por un lado atentan contra su gobierno y por otro buscan participar en las elecciones legislativas de este año.

El gobierno venezolano ha emprendido una ofensiva contra opositores en el marco de la cual el pasado jueves fue detenido el opositor Antonio Ledezma, alcalde mayor de Caracas acusado de conspirar en una presunta intentona golpista que, según Maduro, es fomentada por Estados Unidos.

Con Ledezma ya están detenidos dos de los tres principales líderes radicales opositores a Nicolás Maduro, quien ha denunciado en dos años al menos una decena de planes de magnicidio y golpes de Estado y que enfrenta cruciales elecciones legislativas este año mientras su popularidad ronda apenas 20%.

Maduro ha señalado a Estados Unidos de estar detrás de esos supuestos ataques de su gobierno y en los últimos dos años han sido expulsados de Venezuela al menos ocho diplomáticos estadunidenses destacados en Caracas, entre ellos una encargada de negocios. Caracas y Washington retiraron a sus embajadores desde 2010, si bien los estadunidenses siguen siendo los principales compradores del petróleo venezolano.