Liberan a búlgaros capturados por rebeldes sudaneses

Los búlgaros, tres empleados de la ONU y tres miembros de la tripulación del helicóptero, fueron entregados a Naciones Unidas en Sudán del Sur, explicó el Ministerio de Exteriores de Bulgaria.

Sofía

Los seis ciudadanos búlgaros capturados el pasado lunes por rebeldes sudaneses que forzaron el aterrizaje de un helicóptero de la ONU en el que viajaban han sido liberados, informó hoy en Sofía el Ministerio de Exteriores de Bulgaria.

Los búlgaros, tres empleados de la ONU y tres miembros de la tripulación del helicóptero, fueron entregados a Naciones Unidas en Sudán del Sur, explicó Exteriores en un comunicado.

"Están en un lugar seguro y en manos de un equipo del Programa de Alimentos de Naciones Unidas", añadió el Ministerio, al asegurar que no hubo que pagar rescate alguno.

El citado programa de la ONU es el que fletó el helicóptero de la compañía búlgara Heliair, cuyo propietario, Georgui Spasov, había anunciado el jueves pasado la pronta liberación de los rehenes.

Spasov explicó entonces que los secuestradores, miembros del Ejército de Liberación Popular de Sudán del Norte (SPLM-Norte), forzaron el aterrizaje con disparos desde tierra "para establecer en qué misión participaba y cuál es su carga".

Al constatar que el helicóptero no era del Ejército y no participaba en actividades militares, los rebeldes decidieron liberar a sus cautivos sin demandas financieras, aseguró el empresario.

El secuestro tuvo lugar en una zona cercana a la ciudad de Kaduqli, la capital del estado sudanés de Kordofán del Sur, cuando el helicóptero búlgaro volaba hacia Jartum desde la ciudad de Rumbek, en el centro de Sudán del Sur.