Libera Al Qaeda en Siria a 7 rebeldes entrenados por EU

Los rebeldes de la División 30 pertenecen al Ejército Libre Sirio (ELS) y fueron entrenados por Estados Unidos para luchar contra el grupo terrorista Estado Islámico.

El Cairo

El Frente al Nusra, la filial de Al Qaeda en Siria, liberó a siete de los rebeldes entrenados por Estados Unidos que mantenía como rehenes desde hace dos semanas, informó hoy la División 30, a la que pertenecen esos insurgentes.

En un comunicado, difundido por el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, la llamada División 30 valora el "noble paso" dado por el Frente al Nusra, que en total tiene presos a unos doce rebeldes.

"Esperamos que en las próximas horas sea liberado el comandante y sus compañeros, ya que creemos que nosotros formamos con los hermanos muyahidin un mismo frente en el territorio sirio", dice la nota.

Los rebeldes de la División 30 pertenecen al Ejército Libre Sirio (ELS) y fueron entrenados por Estados Unidos para luchar contra el grupo terrorista Estado Islámico (EI).

El pasado 30 de julio, el Frente al Nusra apresó al líder de la División 30, Naim Hasan, y a otros seis de sus milicianos cerca de Azaz, en la provincia de Alepo.

Pocos días después, entre el 3 y el 4 de agosto, la filial siria de Al Qaeda capturó a otros cinco rebeldes en la zona de Qah, en la frontera entre la provincia de Idleb y Turquía.

El grupo terrorista aseguró que su acción se debió a que la División 30 "cumple los planes de Washington en la región y lucha contra las organizaciones yihadistas".

El Frente al Nusra atacó, además, en esos días el cuartel de la División 30 en Azaz, lo que obligó a los rebeldes entrenados por EU a replegarse.

Más de 50 combatientes de dicha facción entraron en julio en Siria a través del paso fronterizo con Turquía de Bab Salama y se concentraron en la localidad de Al Malkia, en Alepo, tras culminar su entrenamiento a manos de países occidentales.

En mayo, el secretario de Defensa estadounidense, Ashton Carter, reveló que su país había comenzado a entrenar a rebeldes sirios moderados para combatir al EI.