Kerry no modificará su viaje a México por citación sobre ataque en Bengasi

El secretario de Estado de EU planea estar en México el 21 de mayo, lo que le impedirá comparecer ante un comité del Congreso que investiga el ataque sufrido por la legación diplomática ...

Washington

El Departamento de Estado aseguró hoy que el jefe de la diplomacia estadunidense, John Kerry, no cambiará su previsto viaje a México, que le impedirá cumplir con la citación de un comité de investigación del Congreso sobre el ataque al consulado estadunidense en Bengasi (Libia). "(Kerry) todavía planea estar en México el 21 de mayo, ese viaje ya estaba previsto", explicó hoy la portavoz adjunta del Departamento de Estado, Marie Harf.

El congresista republicano, Darrell Issa, presidente del Comité de Supervisión de la Cámara baja, citó la semana pasada a Kerry para que testificara sobre los ataques del 11 de septiembre de 2011 contra el consulado estadunidense, en el que falleció el embajador estadunidense Chris Stevens y otros cuatro estadunidenses. Los políticos más conservadores del partido republicano han estado insistiendo en investigar a fondo la respuesta y las aparentes contradicciones que dio la Administración del presidente estadunidense, Barack Obama, tras producirse ese ataque.

El Congreso ha realizado hasta trece audiencias, en las que fue citada la entonces secretaria de Estado, Hillary Clinton, para determinar si el Ejecutivo ocultó información tras el ataque. La nueva convocatoria de un comité de investigación, que dirigirá el congresista conservador Trey Gowdy, está motivada por la desclasificación la pasada semana de varios mensajes de correo electrónico entre la entonces embajadora de Estados Unidos ante las Naciones Unidas, Susan Rice, y el consejero de seguridad nacional de la Casa Blanca, Ben Rhodes.

Ambos comentaban poco después del ataque qué línea debía seguir la intervención de Rice en los programas televisivos dominicales en referencia a ese asunto, en los que relacionó el atentado a unas protestas espontáneas y no a un ataque de milicias islamistas, como resultó ser. Harf acusó a los republicanos de tener motivaciones "políticas" y de "desperdiciar el tiempo y el dinero de los contribuyentes", precisamente a pocos meses de las elecciones legislativas de noviembre.

Por su parte, el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, acusó a los republicanos de alimentar "una teoría de la conspiración". La portavoz criticó a los republicanos, en especial al presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, por tener una doble vara para medir. Harf dijo que en 2007 el mismo Boehner se opuso a que la entonces secretaria de Estado, Condolezza Rice, alterara su agenda para testificar ante el Congreso sobre la guerra de Irak.

El Departamento de Estado critica que los republicanos decidieran citar a Kerry sin consultarlo previamente con el personal del ministerio. "No creo que estuvieran al corriente de que el secretario Kerry iba a estar en México porque no nos consultaron", aseguró Harf.
Kerry felicitó hoy también al pueblo de Panamá por el elevado nivel de su participación en las elecciones "pacíficas y ordenadas" que este domingo dieron el triunfo al candidato del Partido Panameñista, Juan Carlos Varela.

Kerry también elogió el papel que desempeñaron las autoridades electorales panameñas, y los observadores internacionales y nacionales, incluidos los de la Organización de Estados Americanos (OEA) y del Centro Carter. "Esperamos trabajar con el presidente Varela y todo su gobierno para la promoción de nuestra relación bilateral", indicó el mensaje de Kerry, en el que añadió que la cooperación y el compromiso de larga data de EU con Panamá y los panameños "continuarán en el próximo gobierno".

Juan Carlos Varela ganó la Presidencia de Panamá con el 39.14 % de los votos, escrutado el 90.75 %, según el último informe de datos extraoficiales de los comicios generales.