Justicia española excarcela a etarra luego de 26 años

Inés del Río fue condenada a 3 mil 828 años de cárcel por 24 asesinatos a nombre de la ETA.
La sentencia del Tribunal Europeo abre la puerta para que otros detenidos puedan salir de la cárcel.
La sentencia del Tribunal Europeo abre la puerta para que otros detenidos puedan salir de la cárcel. (Salome Montes/AFP)

Madrid

Tras 26 años en prisión, Inés del Río, considerada por el gobierno español una de las más “sanguinarias” integrantes de la organización vasca ETA, dejó ayer la cárcel de Teixeiro, en La Coruña, luego de que la Audiencia Nacional ordenara su libertad.

Un día antes, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos había derogado el sistema de cálculo de reducción de penas por el que ella seguía en prisión.

Del Río fue condenada a 3 mil 828 años de cárcel por su actividad como miembro del “comando Madrid” de la ETA, cometiendo un total de 24 asesinatos. Uno de ellos en Madrid, donde murieron 12 guardias civiles.

La activista, hoy de 55 años, dejó la cárcel y unas 25 personas entre familiares y amigos la recibieron con abrazos y una “ikurriña”, la bandera del País Vasco, para alejarla luego del lugar en seis vehículos.

Al momento de la salida de la cárcel, unas tres personas portando una bandera de España con el escudo tachado “denunciaron” a gritos desde lejos que el Estado español “ha claudicado”.

La sentencia del Tribunal Europeo abre la puerta para que otros etarras y presos del fuero común como asesinos, secuestradores y violadores ya se hayan acogido a esta decisión puedan salir de la cárcel.

El criterio unánime que defendió la Audiencia Nacional es que la sentencia del tribunal de Estrasburgo es firme una vez que se pronunció la Gran Sala, y su resolución es de obligado cumplimiento para todos los Estados miembro que suscribieron el tratado por el que se dictó el Convenio Europeo de Derechos Humanos.

La Fiscalía de la Audiencia Nacional defendió el criterio adoptado por la Sala en un informe remitido al pleno en el que señalaba que la sentencia de Estrasburgo no da “ninguna elección” sobre la puesta en libertad de la etarra, que busca “poner remedio al derecho o derechos declarados vulnerados”.

“No es otro que garantizar la puesta en libertad de la señora Del Río en el plazo más breve posible”, apuntó el informe.

Tras la resolución en la Audiencia, en los pasillos del Congreso de los Diputados, el ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, declaró que entiende la excarcelación de Del Río ya que el organismo “ha actuado en consecuencia, y el gobierno en este caso no tiene nada que decir porque son los órganos jurisdiccionales competentes los que tienen la misión de ejecutar lo que proceda. Y si lo han hecho, es porque habrán entendido que es lo que procedía”.

Fernández insistió que el Ejecutivo de Rajoy “siempre” se mostrará “respetuoso” con las decisiones de los tribunales “más allá de las opiniones” que le merezcan. “Como gobierno y como ministro no solo no puedo, sino que no debo hacer nada y dejar a la Audiencia Nacional que actúe en el ejercicio de sus competencias”.

En tanto, la presidenta de la Asociación de Víctimas del Terrorismo, Ángeles Pedraza, anunció que las víctimas saldrán a la calle el próximo domingo en Madrid a mostrar su repulsa a la excarcelación de Del Río y advirtió que ve “inmoral” esta resolución de la Audiencia Nacional.