Presidente de Cámara de Comercio de EU, de visita en Cuba

“Estamos aprendiendo mucho” de los cambios en la isla, afirmó Thomas Donohue, que habló con empresarios privados y visitó una de las cooperativas que crecen tras las reformas impulsadas por el ...
El presidente de la Cámara de Comercio de EU, Thomas J. Donohue (d), visita un taller de tapicería y pintura de autos, hoy en La Habana
El presidente de la Cámara de Comercio de EU, Thomas J. Donohue (d), visita un taller de tapicería y pintura de autos, hoy en La Habana (AFP)

La Habana

El presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos, Thomas Donohue, habló con empresarios privados y visitó hoy una de las cooperativas que crecen en Cuba tras las reformas del gobierno a partir de 2008, a fin de explorar la eventualidad de que el empresariado de su país se inserte en esos cambios, pese a las críticas de sectores anticastristas en Washington.

"El presidente (Donohue) se preocupó por el 'antes y el después' de esta empresa (...), por cómo se contrata y se protege a los trabajadores", dijo Maracelo González, jefe de la cooperativa "Reconstrucción de Vehículos", dedicada a la tapicería y pintura de autos, en el municipio Cerro de la capital.

El gobierno de Raúl Castro ha creado unas 500 cooperativas a partir de empresas estatales, cuyos dueños y gestores son ahora sus propios trabajadores, como parte de sus reformas, que buscan hacer eficiente el agotado modelo económico de la isla. "Ha sido una visita muy importante, que marca pautas para continuar (...) relaciones con personas como éstas, que piensan ayudarnos a flexibilizar el bloqueo" estadunidense sobre la isla, dijo González, indicando que la charla con Donohue fue "muy fluida".

Esta cooperativa, creada hace diez meses, la integran 58 "socios", cuyos ingresos pasaron de 80 a 300 dólares mensuales, muy por encima del salario promedio de la isla (20 dólares al mes). "Este viaje nos aportará una visión de primera mano de los cambios de la política económica en Cuba", dijo Donohue.

"Deseamos aprender más sobre estas reformas, determinar si han llevado a cambios reales y duraderos y encontrar vías para fomentar el sector privado en ciernes en Cuba", agregó Donohue, quien indicó que entregará las conclusiones del viaje "a legisladores, a nuestros miembros y a la comunidad de negocios estadunidense".

La Cámara de Comercio de Estados Unidos -una de las organizaciones empresariales más poderosas del mundo- se opone al embargo de EU sobre la isla.


Donohue tenía previsto conocer además la empresa ENERGAS –especializada en generación de energía, uno de los rubros que atrae el interés estadunidense- y mañana dictará una conferencia en el Aula Magna de la Universidad de La Habana, algo normalmente reservado a gobernantes extranjeros, en un gesto que ha hecho recordar a los observadores una acción similar del ex presidente Jimmy Carter en  2002.

 "Estoy aquí debido a la evidencia de que estamos viendo en Cuba una extraordinaria expansión de la empresa privada, la reducción de puestos en el gobierno y más contratación privada, todo lo cual se está moviendo en la dirección correcta", declaró Donohue al llegar a la isla el martes y reunirse con el canciller Bruno Rodríguez.

Por su parte, uno de los voceros del lobby anticastrista en Washington,  el senador demócrata de origen cubano Bob Menéndez, condenó el viaje por considerar que la isla “no es una oportunidad atractiva de inversión” para los estadunidenses. Ir a La Habana ha sido “una mala idea”, dijo.

Acompañan a Donohue una decena de empresarios, entre ellos, Steve Van Andel, presidente de la Junta de Directores de la Cámara de Comercio de EU y titular de la compañía AMWAY, y Marcel Smits, vicepresidente ejecutivo y director financiero de la corporación Cargill.

Todos tienen previsto recorrer igualmente la Zona Especial de Desarrollo del megapuerto del Mariel, donde se aplican las mayores facilidades fiscales aprobadas por el gobierno cubano para atraer inversión extranjera, y ya adelantan contratos empresas de España, Brasil, Francia, Italia, China, Rusia y Holanda.

Aunque no se conoce en detalle el programa de la visita de la delegación estadunidense, primera de su tipo en quince años, no se descarta que Donohue sea recibido por el presidente Raúl Castro. La visita se realiza en momentos en que diversos políticos y empresarios estadunidenses piden el fin del embargo impuesto en 1960, pues creen que hace más daño a las compañías estadunidenses que al régimen comunista de la isla.

Washington rompió relaciones con La Habana hace 54 años. Hoy operan en la isla 450 cooperativas no agrícolas y 455 mil personas se desempeñan en mini empresas privadas.