Irán invita a la OIEA a visita polémica planta nuclear

La invitación a la planta de producción de agua pesada en la polémica central nuclear de Arak, se realiza días después de que el gobierno iraní firmara un acuerdo con representantes de seis ...

Berlín

El gobierno de Irán invitó al Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) a realizar una inspección en la planta nuclear de Arak el próximo 8 de diciembre, luego que Teherán alcanzó un acuerdo sobre su cuestionado programa nuclear.

En Viena, el director general del OIEA, Yukiya Amano, en un discurso pronunciado ante el pleno de la Junta de Gobernadores de esta agencia nuclear de Naciones Unidas, notificó la invitación de Teherán.

La invitación a la planta de producción de agua pesada en la polémica central nuclear de Arak, en el centro del país persa, donde se cree se produce plutonio, se realiza días después de que Irán firmara un acuerdo con representantes de seis potencias mundiales en Ginebra.

Amano dijo también que el OIEA hasta el momento no ha sido capaz de "verificar la actividad no declarada" del país persa en el campo de la energía nuclear.

Las negociaciones de Occidente con Teherán a comienzos de este mes de noviembre se centraron en el reactor de agua pesada situado cerca de la capital de la provincia de Markazí, Arak.

La Junta de Gobernadores del OIEA se ha reunido en Viena en su primer pleno desde que Irán y el llamado Grupo 5+1, compuesto por los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la Naciones Unidas y Alemania, firmaron un acuerdo sobre los temas en disputa.

El acuerdo entre Estados Unidos, Rusia, China, Francia y Reino Unido más Alemania les da a los inspectores de las Naciones Unidas un mayor acceso a las plantas donde ese país enriquece uranio, mientras Teherán verá reducida las sanciones internacionales que se le han impuesto.

El organismo internacional no ha visitado la planta desde hace dos años, a pesar de sus numerosas peticiones, pero las autoridades iraníes anunciaron finalmente que autorizarían la entrada tanto a la planta como a una mina de uranio en un periodo de tres meses.