Inculpan al hombre que ingresó al jardín de la Casa Blanca

Dominic Adesanya, de Bel Air (Maryland), que sufre problemas psicológicos según su padre, fue acusado de intrusión ilegal y de agredir a perros del servicio secreto y comparecerá el lunes ante la ...
Una trabajadora hace labores de reparación hoy en la valla de la Casa Blanca, en Washington
Una trabajadora hace labores de reparación hoy en la valla de la Casa Blanca, en Washington (EFE)

Washington

El hombre detenido el miércoles luego de saltar, desarmado, la cerca que da al jardín de la Casa Blanca, sin conseguir llegar al edificio donde vive el presidente, fue inculpado por intrusión ilegal y por agredir a perros del servicio secreto.

"Hacia las 19:16 horas, un individuo escaló la reja norte de la Casa Blanca. Fue inmediatamente detenido en el jardín por el Servicio Secreto", dijo a la AFP Edwin Donovan, portavoz de la policía de élite encargada de la protección del mandatario estadunidense.

El hombre, de 23 años e identificado como Dominic Adesanya, de Bel Air (Maryland), que fue trasladado a un hospital próximo, agregó. Después de permanecer brevemente internado fue puesto bajo detención provisoria. Comparecerá ante la justicia el lunes.

Antes de que los agentes lograran controlarlo, el hombre se enfrentó a patadas a los perros de vigilancia que se lanzaron sobre él, según un video transmitido por canales de televisión. Dos de los animales resultaron heridos y reciben atención veterinaria de emergencia, precisó el Servicio Secreto.

Según su padre, Adesanya sufre problemas psicológicos. Victor Adesanya explicó a medios estadunidenses que su hijo está convencido desde hace un año que es espiado y que le habían puesto cámaras en la casa familiar. Quería hablar con el presidente Barack Obama.

Por su parte, Josh Earnest, portavoz de la Casa Blanca, dijo que "el incidente de ayer demuestra el profesionalismo del Servicio Secreto". El grupo de expertos que evalúa medidas para reforzar la protección de la Casa Blanca está barajando, entre otras opciones, el despliegue de más personal y de tecnología, así como cambios en la verja que rodea la residencia presidencial, informaron hoy fuentes oficiales.

Earnest anotó hoy que la revisión ordenada en septiembre después de que un intruso armado lograra entrar a la residencia presidencial estará lista posiblemente "en un par de semanas".

Después, las recomendaciones serán elevadas al Departamento de Seguridad Nacional (DHS) y al Servicio Secreto, cuya misión es proteger al presidente estadunidense, y serán ellos los encargados de adoptar las medidas que consideren necesarias.

No obstante, Earnest enfatizó que cualquier decisión que se tome tendrá que respetar el "equilibrio" entre la protección del presidente y su familia y la preservación de la Casa Blanca "como la casa del pueblo, como un destino turístico".

El 19 de setiembre, Omar Gonzalez, ex militar de 42 años, portando una navaja, había saltado la reja de 2.30 metros del ala norte de la residencia presidencial, recorrió 60 metros por el jardín y logró entrar por la puerta principal a la planta baja del edificio.

Fue arrestado luego de recorrer varias salas de la Casa Blanca. González permanece detenido, acusado de intrusión ilegal en un edificio protegido, porte de arma peligrosa y posesión ilegal de municiones.