Identifican al "Yihadista John", decapitador en los videos del Estado Islámico

El militante yihadista cuyo acento inglés llamaba la atención en los videos en los que anunciaba la decapitación o asesinaba a cinco rehenes occidentales, es según varios medios el londinense de ...
Combo fotográfico que muestra dos capturas de un video facilitado por el Estado Islámico (EI) en los que aparece el "Yihadista John"
Combo fotográfico que muestra dos capturas de un video facilitado por el Estado Islámico (EI) en los que aparece el "Yihadista John" (EFE)

Londres

El "Yihadista John", el militante de Estado Islámico de acento inglés que aparecía enmascarado en varios videos decapitando a cinco rehenes occidentales, fue identificado hoy por varios medios como el londinense Mohamed Emwazi.

Decenas de medios se agolpaban hoy frente al domicilio de la familia de este joven veinteañero nacido en Kuwait y criado en el oeste de Londres y que presuntamente protagonizó algunos de los asesinatos más impactantes de la organización que opera en Siria e Irak.

Se cree que es el responsable de los asesinatos de los periodistas estadunidenses James Foley y Steven Sotloff, los cooperantes de organizaciones no gubernamentales David Haines y Allan Henning, ambos británicos, y el estadunidense Abdul Rahman Kassig.

También apareció en videos con los rehenes japoneses Haruna Yukawa y Kenji Goto antes de que fueran asesinados. En los videos solía aparecer vestido de negro, con sus ojos solamente a la vista.

Bethany Haines, hija adolescente de David Haines, dijo hoy a la televisión ITV que las familias de sus víctimas "sólo pasarán página y sentirán alivio el día en que (el Yihadista John) tenga una bala entre los ojos".

El Centro de estudios sobre radicalización del King's College de Londres, una de las fuentes más solventes en yihadistas extranjeros, dijo que cree que la identificación es "rigurosa y correcta".

CAGE, una organización de derechos civiles que estuvo en contacto durante dos años con Emwazi, cuando presuntamente las fuerzas de seguridad ya lo acosaban, dijo que tenía "llamativas similitudes" con el hombre encapuchado. Asim Qureshi, un directivo de CAGE, precisó, sin embargo, que no podía "estar 100% seguro".

La policía británica no quiso confirmarlo o desmentirlo. "No confirmaremos en este punto la identidad de nadie ni daremos ninguna información sobre el progreso de esta investigación contraterrorista en curso", dijo Richard Walton, comandante del departamento contraterrorista de la policía. El ministerio de Interior tampoco comentó la información.

El diario The Guardian y la BBC coincidieron en la identidad del presunto asesino, sin precisar fuentes, pero el diario The New York Times citó a una alta fuente de los servicios de seguridad británicos que dijo que Emwazi fue identificado por las autoridades "hace ya algún tiempo" pero que no lo habían anunciado por "razones operativas".

Emwazi fue señalado también por el diario estadunidense The Washington Post, que cita a amigos y gente que conoce el caso, con uno de los allegados afirmando: "no tengo ninguna duda de que Mohamed es el Yihadista John".

El sospechoso pertenece a una familia de clase media que estudió informática y viajó a Siria en 2012. Fue detenido por las autoridades británicas después de un viaje a Tanzania y acusado por los servicios de inteligencia británicos de haber intentado llegar a Somalia para combatir.

CAGE denunció que fue hostigado por los servicios de seguridad y eso contribuyó a su radicalización. "Me siento como un prisionero, no sólo en una jaula, sino en Londres. Una persona encarcelada y controlada por hombres de los servicios de seguridad, que me impiden vivir mi nueva vida donde nací, en mi país, Kuwait", dijo Emwazi a la organización en 2010, dos años antes de irse a Siria.

Tras las informaciones de los medios, el experto en terrorismo londinense Shiraz Maher escribió en la red social Twitter: "bueno, ya está. Salió el nombre. El Yihadista John fue identificado como Mohamed Emwazi". Los servicios de inteligencia británicos cifran en 500 los militantes del país que se han sumado al grupo Estado Islámico.