Hollande declina hablar sobre su relación con Julie Gayet

El presidente de Francia, de visita en el Reino Unido, se negó a contestar a un periodista británico acerca de su romance con la actriz y manifiesta su oposición a los planes británicos de ...
Hollande (d), con el primer ministro británico, David Cameron, en la base de la RAF Brize Norton, en Oxfordshire, Inglaterra
Hollande (d), con el primer ministro británico, David Cameron, en la base de la RAF Brize Norton, en Oxfordshire, Inglaterra (AFP)

Londres

El presidente de Francia, Francois Hollande, declinó hoy contestar a un periodista británico que le preguntó si mantiene su relación sentimental con la actriz Julie Gayet, en rueda de prensa junto al primer ministro, David Cameron. Durante la cumbre anglofrancesa que se celebra en la base aérea británica de Brize Norton, Christopher Hope, del Daily Telegraph preguntó a Hollande: "¿Piensa que su vida privada ha convertido a Francia en una broma internacional? ¿Sigue usted manteniendo una relación con Julie Gayet y le gustaría que ella estuviera aquí?". "Declino contestar", fue la sucinta respuesta del presidente francés.

La cumbre anglofrancesa, de unas horas de duración, se centró en la cooperación en defensa y energía nuclear entre ambos países, y no incluyó programa para las primeras damas. El viaje de François Hollande al Reino Unido se produce una semana después de que haya anunciado su separación de la periodista Valerie Trierweiler, hasta ahora primera dama de Francia, tras desvelar una revista su relación sentimental con la actriz Julie Gayet. En varias ocasiones, el presidente galo se ha negado a hacer comentarios sobre su situación sentimental, alegando que se trata de su vida privada.

De otra parte, Hollande dijo que la revisión de los tratados de la Unión Europea que pretende David Cameron "no es una prioridad". "Para nosotros, la revisión de los tratados no es una prioridad", dijo el presidente francés en conferencia de prensa con Cameron tras la cumbre franco-británica. Bajo presión de los euroescépticos de su partido, el conservador, que se quejan del intervencionismo de Bruselas, Cameron prometió someter a referéndum la permanencia del Reino Unido en la Unión Europea en 2017, una vez corregidas las cosas que creía que tenían cambiar en el bloque y siempre que ganara las elecciones de 2015.

Según Hollande, a Francia le gustaría una Eurozona "mejor coordinada, integrada", pero que revisar los tratados "no es una prioridad en el momento actual". De todos modos, "Francia quiere que el Reino Unido siga en la Unión Europea, y desea una Europa más eficaz para alcanzar los objetivos esenciales, el crecimiento, la energía, el empleo", resumió el presidente francés.

Cameron respondió que "ha habido cambios en los tratados en los últimos tres años y medio" y que "claramente habrá más". En cualquier caso reiteró su voluntad de celebrar el referéndum en 2017 después de que la Cámara de los Lores (alta) parase un proyecto de ley para celebrarlo. "Trataremos de reintroducir el mismo texto" en abril, cuando se inicia el nuevo curso parlamentario, y "si es necesario recurriremos al 'acta parlamentaria'", dijo Cameron.

El "Parliament act" es un poder que permite saltarse el trámite de la cámara alta y que se ha usado sólo seis veces desde 1911, cuando se creó. En la cumbre, ambos países acordaron reforzar la ayuda británica a las operaciones militares francesas en Mali y la República centroafricana. "Ofrezco nuevos vuelos logísticos y un apoyo en materia de reabastecimiento de carburante de los aviones en vuelo", dijo Cameron.

Además, ambos países invertirán 120 millones de libras (145 millones de euros, casi 200 millones de dólares), en un estudio para construir un drone de combate, dijo Cameron. Finalmente, Londres y París firmaron un acuerdo para la compra de misiles antinavío.