Guardia Costera de EU halla cuerpo de naufragado de barco "El Faro"

Los guardacostas, que dieron por hundido al enorme carguero, con 28 estadunidenses y cinco polacos a bordo, por el huracán Joaquín cerca de las Bahamas, pero siguen buscando sobrevivientes.
En esta imagen de un video tomado por los guardacostas pueden verse los restos de un bote salvavidas del barco carguero "El Faro"
En esta imagen de un video tomado por los guardacostas pueden verse los restos de un bote salvavidas del barco carguero "El Faro" (AFP)

Miami

El cuerpo de una persona fue localizado tras el naufragio del carguero El Faro, indicó hoy la Guardia Costera estadunidense, que continúa buscando sobrevivientes de los 33 tripulantes del barco que sucumbió cerca de las Bahamas por el huracán Joaquín.

Los guardacostas, que activaron las labores de rescate desde que el enorme barco con 28 estadunidenses y cinco polacos a bordo enviara el jueves un mensaje satelital pidiendo ayuda por desperfectos mecánicos, dieron al barco por hundido.

El capitán Mark Fedor de la Guardia Costera dijo que "asumimos que el carguero se hundió en el lugar donde dijo que se encontraba el jueves", cerca de Crooked island, Bahamas, una zona que fue particularmente afectada por el huracán Joaquín que llegó a tener destructivos vientos de 215 km por hora.

"Hemos encontrado restos humanos con ropa de supervivencia" del barco, señaló Fedor a periodistas en una base aérea de la Guardia Costera en Miami, Florida (sureste de EU). El cuerpo no fue identificado.

Los rescatistas hallaron el domingo también un bote salvavidas dañado sin personas a bordo, entre otros objetos avistados como chalecos salvavidas, contenedores y una estela de combustible, que las autoridades creen son de El Faro, un carguero de 225 metros de eslora que transportaba 391 contenedores y 294 automóviles y remolques.

Las autoridades perdieron comunicación en la mañana del jueves con El Faro, luego de que el carguero informase que había perdido propulsión y hacía agua. Las labores de rescate, que se vieron entorpecidas hasta el domingo por las condiciones adversas creadas por el huracán Joaquín, continúan, afirmó Fedor. "Seguimos con la esperanza de encontrar" personas con vida, dijo.

Con la temperatura cálida actual del mar, una persona podría sobrevivir cuatro o cinco días en el agua, según los guardacostas, que destacaron que los tripulantes eran marineros "entrenados".

Pero si tuvieron que abandonar el barco el jueves, se enfrentaron a un huracán de categoría 4 en la escala Saffir-Simpson de máximo 5 que generaba destructivos vientos, olas de 15 metros y cero visibilidad, recordó Fedor. Los familiares de los tripulantes ya fueron informados.

"Esperanza viva"

Cuatro aviones, un helicóptero y tres patrulleros participan en la búsqueda, junto a tres embarcaciones enviadas por la sociedad Tote Maritime, propietaria del carguero de bandera estadunidense, que realizaba el trayecto entre Jacksonville, Florida, y Puerto Rico.

La Guardia Costera investiga en dos zonas adonde han hallado restos, una cerca de la última posición conocida de El Faro y otra a casi 100 km de distancia al norte.

"Seguimos manteniendo la esperanza de encontrar sobrevivientes. Nuestras oraciones están con los familiares de la tripulación, a quienes les brindaremos todo el apoyo posible", indicó en un comunicado el presidente de Tote, Tim Nolan.

La Guardia Costera no quiso especular sobre la razón por la cual "El Faro" zarpó el martes pese a la amenaza de Joaquín. El hecho será investigado por las autoridades, dijo el capitán Fedor, que aclaró que en última instancia la decisión de zarpar "es del capitán" del barco.

Joaquín castigó como huracán categoría 4 en la escala Saffir-Simpson de máximo 5 por largas horas entre jueves y sábado a las islas Bahamas, un archipiélago turístico en el Atlántico cercano a Florida, donde provocó extendida destrucción en gran número de islas, aun cuando no se registraron víctimas.

El estadunidense Centro Nacional de Huracanes reportó a las 18:00 hora GMT del lunes que Joaquín se había degradado a un huracán categoría 1 con vientos de 140 km por hora, luego de haber rozado el archipiélago británico de Bermudas, donde dejó miles de personas sin electricidad y algunos daños, reportó la prensa local.

Hacia el noreste

El huracán comenzó hoy a alejarse de las islas Bermudas rumbo hacia el noreste del Atlántico con vientos de 140 kilómetros por hora, informó el Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos.

En su boletín de las 12:00 hora GMT (8:00 hora local), el CNH detalló que a esa hora el huracán se encontraba a unos 255 kilómetros al norte de las Bermudas, moviéndose a una velocidad de 22 kilómetros por hora, en la latitud 34.6 norte y longitud 64.6 oeste.

Las autoridades mantienen todavía el aviso de condiciones de tormenta tropical en las Bermudas, donde el huracán ha obligado a cancelar las operaciones en el aeropuerto y el puerto de las islas.

El huracán continúa moviéndose en dirección norte-noreste, pero se espera un giro más pronunciado hacia el noreste a partir de mañana y un debilitamiento general en los próximos dos días. Según el centro meteorológico, con sede en Miami (EU), los vientos huracanados se extienden hacia afuera hasta 95 kilómetros del centro del ciclón.

La temporada de huracanes, que termina el 30 de noviembre, ha registrado ya diez tormentas tropicales: Ana, Bill, Claudette, Danny -transformada en el primer huracán de categoría mayor (3) de la temporada-, Erika, Fred -huracán de categoría 1-, Grace, Henry, Ida y Joaquín, actualmente de categoría 2.