Frases más representativas de Nelson Mandela

El ex presidente de Sudáfrica Nelson Mandela, es el símbolo mundial de la reconciliación racial y de los ideales por un mundo menos injusto y más libre tal como lo expresa en estas frases.
Junto con su esposa Winnie, Nelson Mandela tras su liberación el 11 de febrero de 1990.
Nelson Mandela y su esposa Winnie (AP)

Ciudad de México

A continuación algunas de sus frases más significativas en sus 95 años de vida:

"La muerte es algo inevitable. Cuando un hombre ha hecho lo que él considera como su deber para con su pueblo y su país, puede descansar en paz. Creo que he hecho ese esfuerzo y que, por lo tanto, dormiré por toda la eternidad".

"Los verdaderos líderes deben estar dispuestos a sacrificarlo todo por la libertad de su pueblo".

"Mucha gente en este país ha pagado un precio antes de mí, y muchos pagarán el precio después de mí".

"Si yo tuviera el tiempo en mis manos haría lo mismo otra vez. Lo mismo que haría cualquier hombre que se atreva a llamarse a sí mismo un hombre".

"Detesto el racismo, porque lo veo como algo barbárico, ya venga de un hombre negro o un hombre blanco".

"Me gustan los amigos que tienen pensamientos independientes, porque suelen hacerte ver los problemas desde todos los ángulos".

"Nunca me he considerado un hombre como mi superior, ni en mi vida fuera, ni dentro de la cárcel".

"Nunca pienso en el tiempo que he perdido. Solo desarrollo un programa que ya está ahí. Que está trazado para mí".

"Después de escalar una montaña muy alta, descubrimos que hay muchas otras montañas por escalar".

"La educación es el arma más poderosa que puedes usar para cambiar el mundo".

"Si quieres hacer la paz con tu enemigo tienes que trabajar con él. Entonces se convierte en tu compañero".

"No es valiente aquel que no tiene miedo sino el que sabe conquistarlo".

"La mayor gloria no es nunca caer, sino levantarse siempre".

"La democracia exige respetar los derechos políticos de las minorías".

"Nadie nace odiando a otra persona por el color de su piel, o su origen, o su religión".

"Soy el amo de mi destino, soy el capitán de mi alma".

"Mi ideal más querido es el de una sociedad libre y democrática en la que todos podamos vivir en armonía y con iguales posibilidades".

"Una nación no debe juzgarse por cómo trata a sus ciudadanos con mejor posición, sino por cómo trata a los que tienen poco o nada".

"En mi país vamos primero a prisión y luego llegamos a Presidente".

"Una buena cabeza y un buen corazón son siempre una combinación formidable".