Firma: Reacción en cadena: Trump contra latinos, latinos contra Trump

A pesar del repudio de la comunidad latina y el boicot de las grandes cadenas televisivas, el empresario y precandidato republicano se siente cómodo e insiste en afirmar que los inmigrantes ...
Donald Trump ha logrado levantar la antipatía de la comunidad latina con sus declaraciones contra los migrantes mexicanos que van a EU
Donald Trump ha logrado levantar la antipatía de la comunidad latina con sus declaraciones contra los migrantes mexicanos que van a EU (AFP)

Ciudad de México

Donald Trump parece cómodo en su papel de malo. La comunidad latina lo ha repudiado en cadena, grandes cadenas televisivas decidieron boicotearlo, pero el multimillonario estadunidense insiste: los inmigrantes latinos sólo llevan problemas a Estados Unidos.

El empresario, que aspira a convertirse en candidato republicano por la presidencia de Estados Unidos, se ha echado encima a Univisión, NBC, Televisa y a la productora Ora TV del magnate mexicano Carlos Slim, que ya no quieren saber nada de él ni del concurso Miss Universo del que es socio.

México no enviará a su representante Wendolly Esparza, de 24 años, al próximo certamen. El cantante puertorriqueño Ricky Martin cambiará de sede, según la revista Variety Latino, para el torneo de golf que su fundación hace cada año en el Trump International Golf Club. Y el cantante colombiano J Balvin canceló su actuación en Miss USA.

"Amo a los mexicanos, pero México no es nuestro amigo", reiteró hoy Trump, de 69 años. En días pasados ya había afirmado que los inmigrantes latinos que llegan de manera ilegal a Estados Unidos eran narcotraficantes, violadores y criminales, que construiría un muro en la frontera con México y que "México va a pagar por ese muro".

Desde que el empresario anunció el 16 de junio su candidatura a las primarias republicanas en las Trump Towers de Nueva York, no ha dejado de causar polémica, aunque se le dan pocas posibilidades de ganar la postulación.

Ese día, después de bajar por una escalera mecánica como parte del show, arremetió contra los inmigrantes latinos en general y mexicanos en particular. "Están trayendo drogas, el crimen, a los violadores. Supongo que hay algunos que son buenos", dijo. Y afirmó que nadie es mejor que él, un acaudalado empresario del sector inmobiliario y hotelero, para construir muros.

El gobierno de México optó por desacreditar sus afirmaciones diciendo lacónicamente que son "prejuiciosas y absurdas". Pero en el mundo del espectáculo le quieren pasar factura, aunque Trump ya ha amenazado con contrademandar y con dejar de prestar a los empleados de Univisión sus campos de golf.

Univisión fue la primera en bajarle el pulgar, nueve días después de su controvertido discurso. Le siguieron NBC, Televisa y Ora TV el lunes. Trump, mientras tanto, se ha dedicado a retuitear mensajes donde lo felicitan por hablar sin tapujos y defender sus ideas.

Quizás porque el escándalo le ha dado más publicidad de la que hubiera tenido de otra forma, aunque los concursos de Miss Universo serían otra cosa sin las bellezas latinas que se han llevado seis de las últimas diez coronas.