Ex negociador de paz con FARC, nuevo ministro de Defensa de Colombia

El presidente Juan Manuel Santos, comprometido con lograr la paz con la guerrilla, anunció que Luis Carlos Villegas sustituye a Juan Carlos Pinzón.

Bogotá

El ex negociador de paz con las FARC Luis Carlos Villegas será el nuevo ministro de Defensa de Colombia, en un enroque con el actual titular Juan Carlos Pinzón, anunciado hoy por el presidente Juan Manuel Santos, comprometido con sellar la paz con esa guerrilla.

"El nuevo ministro de Defensa será el doctor Luis Carlos Villegas, actual embajador en los Estados Unidos, y el doctor Juan Carlos Pinzón pasará a ser embajador en Washington", dijo Santos en una alocución desde la presidencial Casa de Nariño, en la que también aseguró que la transición será "fácil" y se concretará en las próximas semanas.

Santos, padrino político de Pinzón, agradeció el desempeño y "la pasión" del saliente ministro, a quien consideró "un compañero inigualable", que "creció en los cuarteles" y siente las fuerzas militares como propias por tradición familiar.

Pinzón --un economista nombrado en 2011 al frente de la cartera de Defensa luego de ser viceministro cuando Santos era titular de ese despacho durante el gobierno de Álvaro Uribe-- hizo su carrera política junto al mandatario y fue muchas veces considerado su delfín.

Sin embargo, a pesar de ser del cerno presidencial, la gestión de Pinzón estuvo en ocasiones marcada por opiniones críticas al proceso de paz que el gobierno sostiene desde noviembre de 2012 en Cuba con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), principal guerrilla del país, y era considerado un representante de los intereses militares.

Peso político

En tanto, Villegas, un abogado con importante trayectoria en el sector público y privado, hombre de Santos en Washington desde noviembre de 2013, fue negociador plenipotenciario del gobierno en los primeros meses de instalada la mesa en La Habana.

Ex presidente de la influyente Asociación Nacional de Empresarios (Andi), Villegas también integró la junta directiva de la petrolera estatal Ecopetrol y fue dirigente de la Federación Nacional de Cafeteros. Asimismo, fue senador y gobernador del departamento de Risaralda.

No es ajeno al conflicto armado que vive Colombia desde hace más de cinco décadas. Su hija Juliana fue secuestrada por las FARC en noviembre de 2000, cuando tenía 18 años, y mantenida cautiva durante tres meses.

Su liberación, según un comunicado divulgado entonces por ese grupo rebelde, respondió a un "gesto humanitario, al comprobarse que ni ella ni su padre tienen vínculos con los paramilitares (de ultraderecha)".

Muchos analistas, que veían a Pinzón muy asociado a la guerra y a la política de seguridad ciudadana impulsada por Uribe para debilitar a las guerrillas de izquierda activas en el país, consideran a Villegas como un político y empresario de peso capaz de gestionar intereses diversos.

"Va a ser un ministro de construir paz en el sentido de preparar a las instituciones militares para lo que se necesita, que es una reconversión hacia un escenario de terminación del conflicto", dijo a la AFP Jorge Alberto Restrepo, director del centro de investigación CERAC.

Para el experto, Villegas "es una persona con acceso a los círculos de poder, que sabe negociar", cualidad muy necesaria para el posconflicto en caso de sellarse el fin de la conflagración interna que Santos anhela.

El gobierno y las FARC buscan desde hace dos años poner fin a un conflicto armado en el que han participado guerrillas, paramilitares y agentes del Estado y que ha dejado al menos 220 mil muertos y más de seis millones de desplazados, según cifras oficiales.