Entrevista: "No hay ningún sector más regulado en la UE que el aeronáutico"

Luis Rodríguez Gil, ex subdirector de seguridad aérea española, asegura que en Europa no hay profesional más controlado física y mentalmente que los pilotos, aunque "no falta el que quiera ocultar ...
Un Boeing 737-800 de la aerolínea noruega de bajo coste Norwegian se aproxima al aeropuerto de Gardermoen, en Oslo
Un Boeing 737-800 de la aerolínea noruega de bajo coste Norwegian se aproxima al aeropuerto de Gardermoen, en Oslo (EFE)

Madrid

Tras conocerse que el copiloto alemán Andreas Lubitz fue el que voluntariamente estrelló en los Alpes franceses el avión de Germanwings, provocando la muerte de 150 personas, el ex subdirector de seguridad aérea española, Luis Rodríguez Gil, aseguró que en Europa no hay profesional más controlado física y mentalmente que los pilotos pero –dijo- “no falta el que quiera ocultar sus miserias” y trate de engañar.

“Basta una persona que no quiera exponer sus miserias humanas, que sea parco y que, perdone la expresión, se limite a decir sota, caballo y rey, pues efectivamente podría engañar, aunque no es fácil con hacerlo en este tipo de test”, señaló en entrevista el experto, una de las voces más autorizadas del país.

Explicó que en la Unión Europea “no hay ningún sector más regulado en las actividades normales que el sector aeronáutico”. “Hay una regulación europea en la que participan expertos de 27 países. Concretamente en este caso, hay un reglamento que habla sobre lo que tiene que cumplir los tripulantes en cuanto a medicina”.

Detalló que para los pilotos y copilotos hay dos tipos de certificados, dependiendo el tipo de aviones y vuelos que haga. “En todos ellos existen exámenes exhaustivos, sobre todo en la visión y en el aparato digestivo, pero fundamentalmente hay tres apartados que tiene una importancia capital: psiquiatría, psicología y neurología. Los exámenes a los que se someten son extraordinariamente exhaustivos”.

Estos análisis, señaló, son realizados por centros médicos muy reconocidos. “No obstante, la autoridad aeronáutica siempre tiene la posibilidad de decretar un examen secundario si hay dudas, este estudio lo hacen tres médicos independientes. Con esto quiero decir que no hay personas más controladas médica y psicológicamente que los pilotos”.

Indicó que los certificados médicos se hacen continuamente y tienen una validez, dependiendo de la edad del piloto, de seis meses o un año.

“Periódicamente tiene que cumplir estos requisitos y se hace especial hincapié en el consumo de posibles sustancias o medicamentos psicotrópicos que podrían alterar la conducta del piloto. Es decir, que un simple antihistamínico puede provocar que a un piloto no se le considere apto para volar”

A la pregunta si uno de los pilotos o copilotos podría engañar a los psiquiatras en este tipo de pruebas, Rodríguez Gil respondió que “no se necesita tener un coeficiente intelectual muy elevado para ello”, e insistió en que “la autoridad siempre tiene la posibilidad de hacer un examen secundario si entiende que hay un comportamiento anómalo respecto a la persona que se le practique”.

Respecto a si en la Unión Europea hay algún protocolo que obligue a que un miembro de la tripulación siempre deba estar acompañado en la cabina, subrayó que la tripulación mínima, sobre todo en vuelos comerciales, siempre está compuesta por piloto y copiloto.

“Pero evidentemente alguno de éstos puede abandonar la cabina para hacer una necesidad fisiológica o simplemente por comprobar cualquier situación de vuelo”.

Por ejemplo, dijo, “en los vuelos de larga distancia siempre debe sustituir al piloto una persona con la misma aptitud. Yo le digo lo que ocurre: es absolutamente normal que en un vuelo de crucero cuando estás a once mil quinientos pies pues es normal que el piloto o copiloto salga de la cabina para orinar. Eso sí, en la cabina siempre deben estar las personas que sean capaces de gestionar un problema que se pudiera presentar durante el vuelo”.