Entran yihadistas del EI a Damasco

Por primera vez un grupo de los radicales sunitas penetra en la capital siria desde la zona sur y ataca un campamento de refugiados.
El campamento de palestinos de Yarmuk, atacado por el EI, está a 8 km de la capital.
El campamento de palestinos de Yarmuk, atacado por el EI, está a 8 km de la capital. (Sana/EFE)

Damasco, Estambul

El grupo yihadista sunita Estado Islámico (EI) penetró por primera vez en Damasco, bastión del gobierno sirio del presidente Bashar Asad, y se apoderó de la mayor parte del campamento de refugiados palestinos de Yarmuk, a unos siete kilómetros de la asediada capital, en el sur del país, mientras que en el norte el EI controla desde 2013 grandes territorios.

A la vez, terroristas sirios del Frente Al Nusra, brazo local de Al Qaeda, se hicieron con el último puesto de control de la frontera con Jordania (sur) que estaba aún en manos del ejército sirio, informó Rami Rahmans, director del Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH), con sede en Londres.

Nasib era el último paso fronterizo con Jordania que seguía en manos del ejército sirio, tras la toma del puesto de Jamarek, en octubre de 2013.

Por el puesto de Nasib, denominado Jaber en el lado jordano, pasan todas las mercancía producidas en el sector gubernamental con destino a Jordania y a los países del Golfo Arábigo.

Mientras, el director de asuntos políticos de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) en Siria, Anuar Hadi, quien confirmó la toma del EI de gran parte del campamento de refugiados de Yarmuk, reportó combates entre yihadistas y grupos armados palestinos en defensa del campamento palestino, el más grande de Siria, que antes de que estallara el conflicto en el país en 2013 tenía 160 mil habitantes, de los que quedan 18 mil. Los palestinos de Yarmuk son hostiles al gobierno de Bashar Asad.

Según un militante de Yarmuk, el EI lanzó la ofensiva tras la detención en el campamento de dos de sus miembros sospechosos de estar implicados en el asesinato de un responsable del movimiento palestino radical Hamas, un crimen imputado a EI.

Según esta fuente y el OSDH, el grupo que trata de resistir al EI en Yarmuk es la falange Aknaf Beit Maqdess, cercana a Hamas. Las intenciones de EI al asaltar este campamento no estaban claras por el momento.

En el sur de Siria, donde el ejército batalla contra diferentes grupos rebeldes y terroristas desde 2013, alentados según el presidente Asad por “grandes potencias”, en alusión velada a Estados Unidos, Israel y Europa, los terroristas de Al Qaeda lograron el control del puesto de Nasib una semana después de ocupar los sectores chiitas de Bosra Cham (sur).

El ejército intentó expulsarlos sin éxito con barriles explosivos y de obuses lanzados por la aviación, principal baza del gobierno sirio, ayudado a su vez por el movimiento chiita Hizbolá libanés, conquistando las colinas que rodean Zabadani, ciudad rebelde a unos 50 km al noroeste de Damasco y fronteriza con Líbano.

El ejército sirio busca cerrar todos los puntos de paso de armas entre Siria y Líbano. El gobierno de Asad es el único laico, aunque pro chiita, en Oriente Medio y tanto Arabia Saudí (sunita) como Israel y Turquía buscan su derrocamiento, según ha denuncia Damasco.

En Estambul las autoridades anunciaron que tropas fronterizas turcas detuvieron a nueve ciudadanos británicos mientras intentaban cruzar ilegalmente la frontera hacia Siria. Los británicos fueron entregados a las autoridades.

Turquía es el país de tránsito más importante para los yihadistas occidentales que quieren unirse a los terroristas sunitas del EI en Siria.

El gobierno de Ankara niega las acusaciones de que no vigila de forma exhaustiva el tránsito ilegal hacia el país vecino.

PALESTINA, MIEMBRO DE LA CPI

Pese a la fuerte oposición de Israel, la Autoridad Palestina (ANP) se convirtió ayer en el miembro 123 de la Corte Penal Internacional (CPI), con sede en La Haya. En presencia del canciller palestino, Riad Maliki, el vicepresidente de la corte, Kuniko Ozaki, saludó en un breve acto la adhesión de los Territorios Palestinos y calificó el hecho como un “punto de inflexión” y un “paso para poner fin a una larga era de impunidad e injusticia” desde la creación en 1948 del Estado de Israel en tierras del Mandato Británico de Palestina.

En Ramala, sede del gobierno de la ANP, el negociador jefe de los palestinos, Saeb Erekat, habló de un “día histórico en la lucha por la justicia, la libertad y la paz para nuestro pueblo y todos los que buscan justicia en el mundo”. LA CPI podrá investigar los crímenes cometidos en la última guerra de Gaza, en 2014, con saldo de 2,200 palestinos muertos, en su mayoría civiles, informó la ANP. (DPA/La Haya)