Encabeza la reina Isabel II homenaje a soldados británicos caídos

El príncipe Guillermo, quien es piloto de helicópteros de la Real Fuerza Aérea, fue el cuarto miembro en depositar la ofrenda, mientras que su esposa Kate Middleton miraba la ceremonia desde un ...

Londres

La reina Isabel II de Inglaterra encabezó la conmemoración del Día del Recuerdo (Remembrance Day) en honor a los soldados británicos caídos desde la Primera Guerra Mundial, en una ceremonia donde los asistentes guardaron dos minutos de silencio.

Veteranos de guerra, líderes políticos, jerarcas religiosos y miembros de las Fuerzas Armadas se reunieron en el centro de esta capital a unas cuadras del Parlamento para recordar a los combatientes de las dos guerras mundiales y de los más recientes conflictos en Irak y Afganistán.

Como cada año la ceremonia militar tuvo lugar en el monumento “Cenotaph” (Cenotafio), en un año especial en el que se conmemora el centenario del inicio de la Primera Guerra Mundial en la que murieron casi un millón de soldados del Imperio Británico.

La procesión de invitados especiales fue encabezada por el primer ministro británico, David Cameron, seguido de los líderes de la oposición, el laborista Ed Miliband y el liberal-demócrata Nick Clegg.

Los ex primeros ministros, Anthony Blair y John Major, también asistieron a la ceremonia.

En punto de las 11:00 horas locales, la monarca, acompañada de los miembros más cercanos de la familia real, depositó en el Cenotafio una ofrenda floral de amapolas rojas, seguida de su esposo el duque de Edimburgo y de su hijo Carlos, el príncipe de Gales, ambos ex miembros de las Fuerzas Armadas.

El príncipe Guillermo, quien es piloto de helicópteros de la Real Fuerza Aérea, fue el cuarto miembro en depositar la ofrenda, mientras que su esposa Kate Middleton miraba la ceremonia desde un balcón de un edificio del gobierno central.

Gaitas escocesas y música de banda militar entonaron melodías como “Rule Brittania”, un himno patriota basado en un poema del escocés James Thomson, mientras que cientos de personas se aglutinaron en las calles del centro de esta capital.