Piden a Obama nombrar embajador gay en Moscú

Aprovechando la renuncia del actual embajador en Moscú, Michael McFaul, Human Rights Campaign pidió al presidente estadunidense sustituirlo con un canciller gay
Protestas contra homofobia en juegos olímpicos de invierno
Protestas contra homofobia en juegos olímpicos de invierno (EFE)

Washington

La influyente organización a favor de los derechos de los homosexuales Human Rights Campaign le ha pedido al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, que nombre a un embajador en Moscú abiertamente gay para demostrar su rechazo a las "bárbaras" leyes antihomosexuales en Rusia, como ha hecho en Sochi.

Aprovechando la renuncia del actual embajador en Moscú, Michael McFaul, quien la víspera anunció que dejará el puesto por motivos personales al término de los Juegos Olímpicos de Sochi, "le pido que elija a un estadounidense de la comunidad LGTB (lesbiana, gay, transexual y bisexual) para que asuma el puesto" de embajador en Moscú, escribió el presidente de HRC, Chad Griffin, en una carta a Obama distribuida a la prensa este miércoles.

Un embajador gay o, al menos, alguien que "haya apoyado públicamente la igualdad" de los homosexuales "enviaría un mensaje vital al mundo acerca de que el apoyo de Estados Unidos en los derechos humanos internacionales es tan fuerte como siempre", subrayó Griffin.

“Y le daría a los rusos de la comunidad LGTB una figura de esperanza en su propio patio trasero", agregó.

HRC es una de las organizaciones que más activamente ha protestado por la controvertida ley rusa que prohíbe la "propaganda homosexual" y que ha llamado a las empresas patrocinadoras de los Juegos Olímpicos de invierno a boicotear la cita rusa en Sochi.

Al respecto, en su carta la organización agradece a Obama el haber seleccionado a una delegación "incluyente" -con atletas abiertamente gay- para participar en la inauguración y cierre de Sochi, además de haberse convertido en el presidente estadounidense que más embajadores abiertamente homosexuales ha nombrado, entre otros el representante diplomático en España, James Costos, y en Dinamarca, Rufus Gifford.