Ejército de Asad consolida sus posiciones al este de Alepo

Las fuerzas del régimen lograron el control de la localidad de Tel Hasel, que había sido tomada por yihadistas ligados a Al Qaeda, mientras se confirma la muerte de al menos cinco comandantes ...
Un miliciano rebelde camina entre los restos de un edificio dañado por la aviación siria en Deir Ezzor, en el noreste del país
Un miliciano rebelde camina entre los restos de un edificio dañado por la aviación siria en Deir Ezzor, en el noreste del país (AFP)

Beirut

Las fuerzas del régimen del presidente sirio, Bashar al Asad, han consolidado sus posiciones al este de la ciudad septentrional siria de Alepo con la toma de control de la localidad de Tel Hasel, en su periferia, donde han librado intensos combates con los rebeldes. Las autoridades anunciaron hoy que habían recuperado el dominio de esa población tras abatir a "un gran número de terroristas" e incautarse de armas y municiones.

Tras este triunfo, el ejército persiguió en los alrededores de Tel Hasel a los remanentes de los grupos armados que estaban en esta localidad. Según activistas, Tel Hasel estaba ocupada por combatientes del yihadista Estado Islámico de Irak y del Levante (Siria), vinculado oficiosamente a Al Qaeda. Con la victoria de hoy, el régimen fortalece sus posiciones al sureste de Alepo tras tomar la semana pasada el control de las poblaciones de Al Safira y de Tel Aran, próximas a Tel Hasel.

Un miembro del Ejército Libre Sirio (ELS) en el área, que se identificó como Abderrahman, dijo a Efe por internet que a la región ha llegado un elevado número de tropas gubernamentales. Pese a que el régimen ha recuperado Tel Hasel, que está en la carretera que une Al Safira con Alepo, todavía quedan rebeldes a lo largo de este camino, que oponen resistencia a los efectivos seguidores de Al Asad, dijo Abderrahman.

En esa zona se ubica también el aeropuerto internacional de Alepo, que ha sido escenario durante la última semana de enfrentamientos entre los fieles al presidente Bashar al Asad y los insurgentes. Los combates continuaron hoy en la base 80, adyacente al aeropuerto y cuyo control recuperó el régimen el domingo pasado después de estar un año en manos de los rebeldes.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos subrayó que en esos choques se baten soldados gubernamentales, apoyados por milicianos chiitas del grupo libanés Hezbolá y de la Brigada Abu Fadel Abás, con combatientes del Estado Islámico y del Frente al Nusra (vinculado oficialmente a Al Qaeda) y de otras facciones afines. Esas dos organizaciones yihadistas y otros grupos han hecho en los últimos días llamamientos a los milicianos para que se concentren en Alepo y sus alrededores para frenar el avance de las tropas del régimen.

Dentro de la ciudad, Abderrahman apuntó que los soldados intentan penetrar desde el este barrio por barrio. Junto a los progresos sobre el terreno, el régimen se ha marcado otro tanto con la muerte ayer de al menos cinco comandantes insurgentes en choques en las provincias de Homs (centro) y Alepo (norte).

El director del Observatorio Sirio de Derechos Humanos, Rami Abderrahman, dijo a Efe que uno de los cabecillas opositores murió en combates en la localidad de Mahin, en el sureste de Homs, mientras que el resto perecieron en los enfrentamientos y bajo ataques aéreos de las fuerzas del régimen en Alepo.

Uno de ellos es dirigente de la islamista Brigada Al Tauhid (monoteísmo) en Alepo, Yusef Abas, alias Abu Tayeb, que perdió la vida en un bombardeo de la aviación militar del régimen cuando se dirigía en coche hacia la escuela Al Musha. Ese colegio, próximo al paso de Bustan al Qasr, en el suroeste de Alepo, que separa las zonas en manos de los rebeldes de las del régimen de Bashar al Asad, fue tomado por los opositores hace un año.

Según el Observatorio, los insurgentes han detenido a al menos treinta personas en los alrededores de la escuela al sospechar que podrían haber proporcionado a las tropas del régimen las coordenadas del lugar donde se encontraba Abás. Alepo, la mayor población del norte de Siria, fue blanco de una gran ofensiva de los rebeldes a finales de julio de 2012 y de otras operaciones importantes posteriores, lo que les permitió dominar amplias zonas de la ciudad, aunque no lograron hacerse con el control total de la urbe.

Entretanto, en la provincia de Homs (centro), el ejército anunció que se hizo hoy con el control de las poblaciones de Mahin, Hauarin y Al Hadaz, tras "eliminar a grupos terroristas". Estas informaciones no han podido ser verificadas de forma independiente debido a las restricciones impuestas por las autoridades sirias a los periodistas para trabajar sobre el terreno. Más de cien mil personas han muerto desde el inicio del conflicto en Siria, a mediados de marzo de 2011, según la ONU.