EU recurre a tribunales para que Apple cumpla orden del FBI

El Departamento de Justicia pidió una orden judicial para obligar a la empresa a que ayude a desbloquear el iPhone que usó uno de los autores del tiroteo que dejó 14 muertos en San Bernardino.
Un empleado intenta reparar un IPhone en una tienda en Nueva York.
Un empleado intenta reparar un IPhone en una tienda en Nueva York. (Reuters)

San Francisco

El Departamento de Justicia de Estados Unidos presentó una moción para obligar a Apple a cumplir con la orden del FBI de que ayude a desbloquear el iPhone usado por uno de los autores del tiroteo de diciembre en la ciudad californiana de San Bernardino, en el que murieron 14 personas.

"En lugar de ayudar a los esfuerzos para que se pueda investigar plenamente un atentado terrorista mortal (...) Apple ha respondido repudiando la orden" de un tribunal federal, señaló el Departamento de Justicia en la moción presentada hoy, a la que tuvo acceso Efe.

El gobierno estadunidense sostiene que la negativa de la empresa tecnológica a desbloquear el teléfono, "parece estar basada en su preocupación por su modelo de negocios y la estrategia de márketing de su marca".

Apple se negó esta semana a cumplir con la orden de una jueza federal de crear una nueva versión del sistema operativo del iPhone que esquive funciones de seguridad importantes y se instale en el teléfono del tiroteador de San Bernardino, cuya acción es investigada por la Policía como un acto de terrorismo.

El consejero delegado de Apple, Tim Cook, afirmó el miércoles, en una carta enviada a los clientes de la empresa, que la decisión de la jueza federal Sheri Pym representa "un paso sin precedentes" que "amenaza", insistió, la seguridad de los clientes de la compañía.

"Nos oponemos a esa orden, que tiene implicaciones más allá del caso legal en cuestión", subrayó Cook.

La magistrada Sheri Pym ordenó el martes a Apple ayudar al Buró Federal de Investigación (FBI) a desbloquear y acceder al teléfono usado por Syed Rizwan Farook, que murió por disparos de la policía junto con su esposa, Tashfeen Malik, después de que ambos atacasen a sus compañeros de trabajo en San Bernardino el pasado 2 de diciembre.

El aparato fue hallado por los agentes en el vehículo en el que Farook, de nacionalidad estadounidense, y su esposa, pakistaní, que eran presuntos seguidores del grupo yihadista Estado Islámico (EI), huían de la Policía cuando fueron abatidos.

La decisión de la magistrada Pym representa una gran victoria para el Gobierno estadounidense

La moción hecha pública hoy por el Departamento de Justicia pide a la juez federal que haga cumplir la orden que solicita a Apple colaborar con el FBI.

Los analistas señalan que la decisión del Departamento de Justicia no es una sorpresa y llega después de que la Casa Blanca insistiese esta semana en que el FBI no quiere una llave maestra que le permita acceder a todos los teléfonos, sino simplemente acceder a un único teléfono iPhone.

Pero Cook insiste en que esa afirmación "no es cierta".

"Una vez creada, la técnica podría utilizarse una y otra vez en muchos dispositivos", advirtió el miércoles Cook, quien añadió que sería el equivalente a "una llave maestra capaz de abrir cientos de millones de cerraduras, desde restaurantes y tiendas a casas".

"Ninguna persona razonable consideraría que eso es aceptable", subrayó el directivo de Apple.

Apple tiene hasta el 26 de febrero para responder formalmente a la magistrada Sheri Pym.

Se espera que el gigante tecnológico con sede en la localidad californiana de Cupertino (EU) aduzca en su respuesta formal a los tribunales que la solicitud del Departamento de Justicia va más allá de las facultades legales del Gobierno.