EU, más cerca de un default sin acuerdo entre gobierno y republicanos

Mientras Obama rechazaba en la mañana un plan de los republicanos en la cámara baja con condiciones para subir el techo de la deuda, denunciando que pedían un "rescate" a cambio de una ley, por la ...
Nancy Pelosi, líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes
Nancy Pelosi, líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes (AFP)

Washington DC -Baltimore

La pulseada por una ley de presupuesto que permita aumentar el límite de endeudamiento de Estados Unidos continuaba hoy entre la Casa Blanca y los republicanos del Congreso, a poco más de un día de que el país entre en zona de riesgo de default.

La Casa Blanca rechazó en la mañana un plan de los republicanos de la Cámara de Representantes con condiciones para subir el techo de la deuda, y acusó a la oposición de pedir un "rescate" a cambio de una ley.

Por la tarde los republicanos anunciaron una votación de un proyecto modificado. Pero la falta de apoyo del ala conservadora de su propio partido los hizo suspender los preparativos para esa votación sin plazo.

El 17 de octubre, el Tesoro dejará de aplicar "medidas extraordinarias" que han permitido al país funcionar por encima de su límite legal de endeudamiento por meses. Desde ese momento, Estados Unidos podría hacer default sobre sus adeudos.

Señal del nerviosismo creciente en Washington cuando se acerca la fecha límite, la agencia calificadora Fitch anunció hoy que evalúa bajar la nota de la deuda de EU de su nivel máximo triple AAA.

Fitch colocó la deuda soberana a largo plazo de EU en "perspectiva negativa", citando la posibilidad de que el Tesoro haga default en sus obligaciones luego del 17 de octubre si el techo de la deuda no es subido por el Congreso.

"Las autoridades no elevaron el techo de la deuda federal" de forma de cumplir con los plazos, dijo Fitch. "El secretario del Tesoro (Jacob Lew) dijo que las medidas extraordinarias (que permiten al gobierno federal funcionar tras superar su límite de endeudamiento) se terminarán el 17 de octubre" y los fondos que le quedarán en caja serán de solo 30 mil millones de dólares.

"Aunque Fitch continúa creyendo que el techo de la deuda será subido pronto", el bloqueo político "y una flexibilidad financiera reducida podría incrementar el riesgo de un default de Estados Unidos", concluyó.

"El presidente (Barack Obama) dijo y reiteró que los miembros del Congreso no deben pedir rescate para asumir sus responsabilidades fundamentales de aprobar un presupuesto y pagar las deudas del país", explicó una portavoz de la Presidencia, Amy Brundage al referirse a una iniciativa republicana, resumiendo así la postura de la Casa Blanca.

La Presidencia apuesta a las negociaciones en el Senado y acusa a los dirigentes republicanos de la Cámara de querer satisfacer "a un pequeño número de republicanos del (ultraconservador) Tea Party, los mismos que determinaron la parálisis del Estado" con cierre de servicios públicos desde el primero de octubre.

"Los demócratas y los republicanos del Senado trabajan para poner fin, de buena fe (...) a las crisis artificiales que ya perjudicaron a los estadunidenses", señaló la vocero. Estados Unidos superó en mayo su límite legal de endeudamiento, de 16,700 millones de dólares.

Algunos países como China y Japón, entre los principales tenedores de deuda estadunidense, han manifestado su preocupación por esta situación, toda vez que los bonos del Tesoro son considerados hasta ahora como la inversión más segura en el mundo.