EU acerca un portaaviones a las costas de Yemen

El Theodore Roosevelt, que se hallaba en el Golfo Pérsico, atravesó el estrecho de Ormuz escoltado por el lanzamisiles Normandy, mientras 28 civiles murieron en Saná al estallar depósito de misiles.
Milicianos yemeníes leales al presidente Abderabo Mansur Hadi se preparan para atacar posiciones hutíes cerca del aeropuerto de Adén
Milicianos yemeníes leales al presidente Abderabo Mansur Hadi se preparan para atacar posiciones hutíes cerca del aeropuerto de Adén (AFP)

Washington, Saná

Estados Unidos desplazó a su portaaviones Theodore Roosevelt cerca de las costas de Yemen, para "asegurarse que las rutas vitales de la región permanezcan abiertas y seguras", anunció hoy la Marina estadunidense en un comunicado.

El portaaviones, que se hallaba en el Golfo Pérsico para participar en las operaciones contra el grupo Estado Islámico (EI), atravesó el estrecho de Ormuz para acercarse al golfo de Adén y al sur del mar Rojo, según la Armada. El Roosevelt es escoltado por el lanzamisiles Normandy.

En total, nueve buques militares estadunidenses se encuentran actualmente en las cercanías de Yemen, donde Arabia Saudita y países aliados bombardean desde hace un mes posiciones de los rebeldes chiitas hutíes y de las fuerzas del ex presidente Saleh. Estados Unidos no interviene en esas operaciones pero brinda apoyo logístico y de inteligencia a la coalición conducida por Riad.

El portavoz del Pentágono, el coronel Steven Warren, desmintió informaciones según las cuales los barcos estadunidenses estaban en el lugar para interceptar buques iraníes que transportan armas destinadas a los rebeldes chiitas. "No es correcto", dijo. "Especular respecto a esto es prematuro", afirmó por su lado un alto funcionario estadunidense interrogado por la AFP.

Muere soldado saudí

El conflicto no está muy lejos de Arabia Saudí. En la frontera yemení con ese país, al menos un soldado saudí murió y otros dos resultaron heridos en un ataque con armas ligeras y proyectiles de mortero en la región de Nayran, situada entre las provincias yemeníes de Yauf y Saada, esta última bastión de los hutíes.

El Ministerio saudí del Interior indicó que los soldados se encontraban en un puesto de control avanzado en la zona de Nayran. Al Asiri calificó las operaciones de las milicias chiítas en la frontera con Arabia Saudí como "suicidas".

El portavoz amenazó con que las tribus que den refugio a los hutíes y a sus armas "serán objetivo legítimo" de ataque por parte de las fuerzas árabes, quienes, según Al Asiri, llevaron a cabo 128 vuelos sobre el Yemen tan solo en el día de ayer.

A la vez, la situación humanitaria sigue agravándose día a día y las organizaciones internacionales continúan afrontando dificultades para hacer llegar la ayuda necesaria. La ONG internacional Oxfam condenó hoy un bombardeo de ayer de la coalición árabe contra un almacén que contenía ayuda humanitaria vital para los civiles, situado en Saada, en el norte del Yemen.

El portavoz saudí, sin embargo, celebró en su rueda de prensa que los cargamentos con suministros médicos y alimentos siguen llegando al Yemen y las definió como "operaciones de socorro en coordinación con el Gobierno del Yemen", puesto que "las milicias chiítas obstaculizan" la llegada de esa ayuda.