Trump no esperaba reacción “tan severa” por comentarios

El precandidato a la presidencia de EU se dijo consciente de que sus aspiraciones políticas podían dañar sus negocios, en respuesta a las empresas que han roto relación con él.
El magnate estadunidense Donald Trump.
El magnate estadunidense Donald Trump. (Reuters)

Nueva York

El precandidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump, defendió hoy sus polémicos comentarios sobre la inmigración irregular a través de la frontera sur de Estados Unidos, aunque reconoció que no esperaba una reacción tan dura como la que se ha encontrado.

"Hay un crimen tremendo y la inmigración ilegal es simplemente increíble", aseguró Trump en una entrevista con la cadena Fox, en la que insistió en sus palabras sobre el carácter violento de muchas de las personas que entran a Estados Unidos desde México.

"El crimen se está propagando y es violento. La gente no quiere hablar de ello y, si lo haces, eres un racista. No lo entiendo", dijo el magnate.

Trump insistió en que su prioridad es la "seguridad" y avisó de que la porosidad de la frontera puede permitir también la entrada de "terroristas" en el país.

"Se trata de seguridad. (...) Alguna de la gente que viene es muy violenta, no todos", señaló, al tiempo que puso como ejemplo del problema el asesinato esta semana de una mujer en San Francisco, supuestamente a manos de un inmigrante irregular procedente de México.

Trump aseguró que hay "muchos casos como este" y "nadie quiere hablar sobre ello".

"Yo tengo grandes relaciones con México y amo a los mexicanos y el espíritu mexicano", dijo.

El pasado 16 de junio, cuando anunció su intención de aspirar a la candidatura presidencial republicana para los comicios del año próximo, Trump lanzó duras críticas contra los inmigrantes mexicanos y propuso levantar un "gran muro" entre los dos países.

"México manda a su gente, pero no manda lo mejor. Está enviando a gente con un montón de problemas (...). Están trayendo drogas, el crimen, a los violadores. Asumo que hay algunos que son buenos", afirmó.

Desde entonces, cadenas de televisión como Univisión y la NBC e importantes empresas como la cadena de grandes almacenes Macy's han roto relaciones con Trump, al que también le han llovido críticas de responsables políticos y celebridades.

El aspirante republicano agradeció hoy el respaldo a sus palabras mostrado por uno de sus oponentes, el senador Ted Cruz, mientras que criticó a otro de ellos, el cubanoestadunindense Marco Rubio, por su postura "débil" en inmigración.

Trump, en su entrevista con Fox, reconoció que no esperaba una reacción tan dura como la que se ha encontrado tras sus comentarios.

"No sabía que iba a ser tan severa", dijo el empresario, que se mostró sorprendido por algunas de las decisiones tomadas a raíz de sus palabras, pero que aseguró que era consciente que sus aspiraciones políticas podían dañar sus negocios.