Desarticulan red de cubanos que falsificaba documentos de nacionalización en España

Entre los detenidos se encuentran los líderes de la trama: un matrimonio de abogados que dirigía una asesoría jurídica y que actuaba a través de varias sociedades mercantiles para aparentar legalidad.

Madrid

La Policía española desarticuló, con la detención de catorce personas, una red de origen cubano que falsificaba documentos para conseguir la nacionalización, informó hoy ese Cuerpo de seguridad.

Doce de las detenciones se han practicado en Valencia y dos en Madrid y los falsificadores vendían presuntamente a sus compatriotas la documentación por 6.000 euros (unos 8.200 dólares al cambio actual).

Entre los detenidos se encuentran los líderes de la trama: un matrimonio de abogados que dirigía una asesoría jurídica y que actuaba a través de varias sociedades mercantiles para aparentar legalidad.

Los "clientes" que necesitaban documentación se ponían en contacto con estos cabecillas a través de otro hombre, que actuaba de intermediario y se encargaba de captar a ciudadanos cubanos que se encontraban en situación tanto regular como irregular en España y que querían obtener la nacionalidad española.

La investigación comenzó el pasado mes de abril a petición de la Fiscalía Provincial de Valencia, que apreció indicios de falsedad en varios expedientes de solicitud de nacionalidad española que se presentaron en diversos registros civiles de esa provincia.

Desde ese momento la Policía puso en marcha un dispositivo que permitió comprobar la existencia de un grupo organizado integrado por ciudadanos cubanos y dedicado a la falsificación de documentos que se presentaban en diferentes registros civiles tanto de Valencia como de otras ciudades españolas.

En el registro de la sede de la asesoría jurídica de esta red la Policía ha intervenido material informático, siete pasaportes cubanos y los certificados de nacimiento que falsificaban y en los que había estampados sellos falsos de legalizaciones del Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación.

La operación continúa abierta por lo que no se descartan más detenciones y la Policía continúa analizando numerosos expedientes de solicitud de nacionalidad española presentados en diferentes registros civiles de la provincia de Valencia.