Cubana que se carteó con Obama, lista para hablar con el presidente de EU

Ileana Yarza, economista jubilada de 75 años, espera poder tomarse un buen café con el mandatario estadunidense, que le respondió a su carta y dejó entrever la posibilidad de un encuentro durante ...
Ileana Yarza posa con la carta de Obama que recibió el jueves por la tarde, en su casa de La Habana
Ileana Yarza posa con la carta de Obama que recibió el jueves por la tarde, en su casa de La Habana (EFE)

La Habana

La cubana Ileana Yarza, economista jubilada de 75 años, lo tiene todo listo para invitar a Barack Obama a tomar un buen café e instarlo a que “siga estimulando los valores compartidos” entre los dos países, luego de que el presidente de Estados Unidos le agradeciera por escrito su apoyo y dejara entrever la posibilidad de un encuentro entre ambos, cuando visite la isla a partir del domingo.

En declaraciones a MILENIO, Yarza dijo que le escribió al mandatario “inmediatamente después de que anunció su viaje a Cuba”  hasta el martes 22 de marzo, y apuntó que como hizo en cuatro misivas anteriores –la primera cuando Obama solo era el aspirante demócrata a la Casa Blanca- “le insistí en que levantara el embargo, porque para mí es la página más oscura de la historia y la geopolítica americana”.

“Aprecio su apoyo y espero que esta nota (…) sirva como recordatorio de un brillante nuevo capítulo en las relaciones entre nuestras naciones”, le respondió Obama en una carta que Yarza recibió sorprendida la tarde del jueves y en la que el gobernante le precisa que “con suerte, tendré tiempo para disfrutar de una taza de café cubano”.

Amante del arte y de los animales, dedicada a sus hijos y a sus nietos desde que dejó de trabajar muy cerca del extinto Carlos Rafael Rodríguez, uno de los líderes políticos más prominentes de la revolución cubana, Yarza dijo que se identificó con Obama por su procedencia humilde, el color de su piel, su filosofía de vida y su sonrisa.

“Estaba yo en Estados Unidos de visita cuando él estaba en campaña (…), me llamó la atención su discurso y desde allá le escribí”. Después la invitó una cadena de la televisión estadunidense a seguir desde su oficina en La Habana el día de las elecciones,  y cuando ganó “me sentí muy satisfecha de que el pueblo americano pudiera romper tantos años de perjuicio (…) y brindamos con champán”.

Nadie puede garantizar que, al final, el presidente de EU encuentre espacio para recibir a Yarza. No obstante, para esta bella septuagenaria ya “es impresionante” que el gobernante encontrara tiempo y le respondiera personalmente, porque “ese –dijo- es mi papel de cubana que apoya a Obama y le ha dedicado y le dedicará a la revolución alma, vida y corazón”.