Costa de Marfil abre corredores humanitarios con Guinea y Liberia

El país, que todavía no padece el ébola, mantendrá cerradas las fronteras con esos dos vecinos, muy afectados por la epidemia, mientras investigadores nipones desarrollan un test que detecta el ...
Una mujer prepara donaciones como parte de la lucha contra el virus, junto a unos recipientes especiales para lavarse las manos en Monrovia
Una mujer prepara donaciones como parte de la lucha contra el virus, junto a unos recipientes especiales para lavarse las manos en Monrovia (AFP)

Abiyan

Costa de Marfil, que por ahora no padece el ébola, anunció esta noche la apertura de corredores humanitarios con Guinea y Liberia, aunque mantendrá cerradas las fronteras con esos dos países muy afectados por la epidemia.

"El Consejo Nacional de Seguridad decide mantener el cierre (de sus) fronteras" con Liberia y Guinea, así como "la apertura de corredores humanitarios, económicos y sanitarios en dirección" de estos países "con el debido respeto de las decisiones de la Organización Mundial de la Salud" (OMS), indicó un comunicado leído en la televisión pública.

Abiyán decidió el 22 de agosto el cierre oficial de sus fronteras terrestres con Liberia y Guinea "ante la aparición de nuevos focos y la reactivación de antiguos focos" de la fiebre hemorrágica. La OMS se opone al cierre de fronteras porque fragiliza a los países afectados por la epidemia tanto económica como sanitariamente ya que impide la llegada de convoyes de ayuda.

Por otra parte, el Consejo Nacional de Seguridad anunció hoy que autoriza el partido del sábado entre Costa de Marfil y Sierra Leona, clasificatorio para la CAN-2015. La federación de Sierra Leona garantizó que su delegación "no visitó ningún país afectado por el virus durante el periodo de incubación de 21 días", explicó el Consejo en un comunicado leído esta noche en televisión.

Más de 1,500 personas han muerto en varios países, entre ellos Liberia, el más afectado, Guinea, donde hizo su aparición la epidemia, Sierra Leona, también muy tocada, y Nigeria. Un caso no mortal fue reportado el fin de semana en Senegal. Un nuevo foco de ébola fue diagnosticado el 11 de agosto en una región recóndita de la República Democrática del Congo, independiente del virus activo en África del Oeste, y ha causado once muertos.

De otra parte, un equipo de investigadores de la universidad nipona de Nagasaki ha desarrollado un método sencillo y barato que puede detectar la presencia del virus del ébola en 30 minutos, informó hoy el diario Nikkei.

El nuevo método desarrollado por los científicos junto la empresa Eiken ayudaría a detectar de una manera más rápida y sencilla el virus que puede ser mortal y que está afectando gravemente a varios países de África Occidental, donde ya ha causado más de 1,500 muertes.

El nuevo examen, que utiliza una sustancia desarrollada para detectar, amplificando o incrementando, solo los genes específicos del virus, se puede hacer en un tubo de ensayo que hay que calentar hasta los 60 ó 65 grados.

Para todo el proceso solo necesita una pequeña pila por lo que es muy adecuado para ser usado en las regiones afectadas por el ébola, según señaló el responsable del departamento de enfermedades infecciosas de la universidad de Nagasaki, Jiro Yasuda.

El procedimiento que más se utiliza actualmente, pruebas moleculares denominadas RT-PCR, dura hasta 24 horas y requiere un equipo dedicado y un suministro estable de electricidad, por lo que es difícil de utilizar en regiones con escasa infraestructura de energía.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que la epidemia que sufre África Occidental por el virus del ébola es una de las emergencias sanitarias más complejas de los últimos años y que se necesitan al menos 490 millones de dólares para intentar contener los contagios, que están creciendo de forma exponencial.

En la actual epidemia, el virus del ébola ha contagiado hasta el momento a 3.069 personas, de las que 1.552 han fallecido, según el último recuento de la OMS.