Conversación "off the record" de ex jefe de NSA con medios termina en Twitter

El general retirado Michael Hayden, ex jefe de la CIA y la Agencia Nacional de Seguridad dio una serie de entrevistas a reporteros vía telefónica sobre "antecedentes" desde un tren, sin ...
Michael Hayden, en una audiencia ante un comité del Senado el 5 de febrero de 2008
Michael Hayden, en una audiencia ante un comité del Senado el 5 de febrero de 2008 (AFP)

Washington DC -Baltimore

Un ex jefe de la CIA y de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) estadunidense fue escuchado hoy mientras hablaba telefónicamente con periodistas desde un tren, y sus comentarios, que eran "off the record", terminaron en Twitter.

El general retirado Michael Hayden cometió el error de dar una serie de entrevistas a reporteros vía telefónica sobre "antecedentes" mientras viajaba en un tren. Sin saberlo, Hayden estaba sentado cerca de Tom Matzzie, un ex director en Washington del Comité de Acción Política de MoveOn.org, quien de inmediato divulgó las partes más jugosas de la conversación en Twitter.

El escándalo del espionaje de las comunicaciones de la NSA, las prisiones secretas de la CIA en el exterior y los smartphones del presidente Barack Obama estuvieron entre los temas conversados. El episodio tuvo lugar horas después de los informes acerca de que el gobierno de Estados Unidos ha espiado a 35 líderes mundiales.

También tuvo lugar tras la revelación de que Estados Unidos interceptó el teléfono celular de la canciller alemana Angela Merkel, ampliando aún más el escándalo del espionaje de la NSA.

"El ex jefe de la NSA Michael Hayden en Acela detrás de mi parloteaba 'sobre antecedentes como ex alto funcionario de gobierno' Suena defensivo", tuiteó Matzzie a las 16:20, más de una hora después de que el tren expreso saliera de Washington rumbo a Nueva York. "En Acela escuchando al ex jefe de la NSA Michael Hayden dar entrevistas 'off record'. Me siento como si estuviera en la NSA. Excepto que estoy en público".

El ex jefe de inteligencia hablaba con los periodistas sobre las acusaciones de espionaje por parte de Estados Unidos a sus aliados extranjeros, un "famoso Blackberry" (de Obama) y estaba "alardeando sobre interceptaciones y sitios oscuros", dijo Matzzie, quien solía liderar campañas para poner fin a la guerra en Irak.

Un Matzzie cada vez más nervioso estaba preocupado de ser descubierto por Hayden. "Suena el teléfono. Creo que se acabó la sacudida. Tal vez alguien le está avisando que estoy aquí. Me escondo?", inquirió unos 15 minutos después de haber comenzado a tuitear sobre las conversaciones de Hayden. "Nueva llamada. Creo que estoy totalmente atrapado".

Pese a que aparentemente la oficina de Hayden lo llamó para informarle de los tuits, el ex jerarca "gentilmente" ofreció a Matzzie una entrevista. Ambos discutieron el espionaje extranjero y la Cuarta Enmienda de la Constitución, que prohíbe pesquisas y allanamientos injustificados, mientras viajaban en el tren.

"Acabo de tener una muy linda conversación con Michael Hayden. El es un caballero y estamos en desacuerdo", dijo Matzzie. Tuiteó una foto de los dos sonriendo, con el brazo de Hayden sobre el respaldo de su asiento.

Matzzie, que ahora dirige una compañía de energía renovable, tuiteó más tarde: "Debo decir. De hecho estoy un poquito asustado. El mundo de la inteligencia es oscuro y atemorizante".