Cientos de migrantes intentan nuevamente cruzar el Eurotúnel

Mientras la policía francesa impedía la irrupción de unos 200 inmigrantes en la entrada del túnel ferroviario bajo el Canal de la Mancha, mientras en el otro lado del mismo, el premier Cameron era ...
Gendarmes franceses intentan detener a varios emigrantes que quiren entrar al Eurotúnel en Coquelles, cerca de Calais
Gendarmes franceses intentan detener a varios emigrantes que quiren entrar al Eurotúnel en Coquelles, cerca de Calais (AFP)

Calais

La policía francesa impidió esta noche nuevos intentos de intrusión de migrantes en las instalaciones del Eurotunnel en Calais (norte), mientras en Londres el primer ministro británico era blanco de las críticas por decir que un "enjambre" de migrantes intentaba llegar a Reino Unido. Las fuerzas del orden bloquearon el jueves por la noche a unos 200 migrantes, que intentaban penetrar en las instalaciones de Eurotunnel.

En Calais, las fuerzas del orden bloquearon el jueves por la noche a unos 200 migrantes, que intentaban acceder a las vías del tren. Los migrantes empezaron a correr hacia las 21:00 hora local (19:00 hora GMT) en dirección a las vías por oleadas y de manera desordenada con el objetivo de esquivar a la policía.

Al otro lado del Canal de la Mancha, el jefe de gobierno británico, el conservador David Cameron, fue fuertemente criticado por afirmar que un "enjambre" de inmigrantes trata de llegar al Reino Unido, al comentar la situación de Calais en una entrevista en la televisión ITV.

"Tienes a un enjambre de personas llegando por el Mediterráneo, que buscan una vida mejor, que quieren llegar a Gran Bretaña, porque Gran Bretaña tiene empleos, una economía pujante, es un lugar increíble para vivir", aseguró Cameron.

La líder interina de la oposición laborista, Harriet Harman, dijo que el primer ministro tendría que "recordar que está hablando de gente, no de insectos". Incluso el propio Nigel Farage, líder del Partido para la Independencia del Reino Unido (UKIP), que aboga por la implantación de controles más severos para los inmigrantes, dijo que "nunca usaría un lenguaje similar".

Peter Sutherland, representante especial del secretario general de Naciones Unidas para las migraciones, lamentó en la BBC el "debate excesivo sobre la cuestión de Calais" en Reino Unido. "Entre cinco y diez mil personas viven en condiciones terribles en Calais. En lugar de pensar en enviar soldados o construir vallas, deberíamos ocuparnos en primer lugar de esta crisis humanitaria", añadió.

Varios tabloides británicos pedían hoy que se envíe al ejército británico a Francia para evitar que migrantes crucen el Canal. Cameron presidirá el viernes una reunión de urgencia del comité Cobra, constituido de ministros y responsables de seguridad.

Asimismo, el gobierno británico prometió destinar unos siete millones de libras (10 millones de euros, 11 millones de dólares) a mejorar el sistema de vallado de la terminal de Coquelles (norte de Francia).

Diez muertos desde junio

Los policías franceses contabilizaron en la madrugada del jueves entre 800 y mil migrantes en los alrededores de la terminal francesa del Eurotunnel. Unos 300 fueron arrestados. La empresa Eurotunnel dijo también que había sido una noche menos intensa que las anteriores. En las últimas semanas, se registraron de media entre 1,500 y dos mil intentos de intrusión.

Las medidas de seguridad del lugar estuvieron "muy bien coordinadas con los nuevos equipos (de las fuerzas del orden) llegadas ayer (miércoles) por la noche", subrayó un portavoz de la empresa gestora del túnel.

El túnel bajo el Canal de la Mancha es escenario desde hace varias semanas de intentos masivos de intrusión de migrantes dispuestos a lo que sea por llegar al Reino Unido, que consideran como "El Dorado".

Un joven sudanés murió el miércoles golpeado por un camión y el jueves fuentes judiciales informaron sobre la muerte, dos días antes, de un migrante herido en la cabeza, cuando intentó colarse en un tren.

Este nuevo fallecimiento eleva a diez el número de muertos desde principios de junio intentando cruzar el túnel del Canal de la Mancha. Para garantizar la seguridad, el ministro francés de Interior, Bernard Cazeneuve, anunció el miércoles el despliegue de 120 policías adicionales, para reforzar el contingente de 300 agentes.

En París, el jefe de la diplomacia francesa, Laurent Fabius, lamentó la situación de los migrantes e instó, además de a reforzar las fuerzas de seguridad francesas y británicas, a "trabajar con los países de origen" y a una "verdadera" organización en Europa.