Vigilan ríos crecidos tras paso de 'Matthew'

Autoridades de Carolina del Norte ordenaron la evacuación de alrededor de una décima parte de los habitantes de Greenville. Se espera que el río Tar alcance su máximo nivel el miércoles.

Greenville, Carolina del Norte

Propietarios de viviendas, estudiantes y empresarios en uno de los lugares más poblados del este de Carolina del Norte mantienen una tensa vigilancia sobre el río que discurre a lo largo de la ciudad, mientras los efectos del letal huracán Matthew se dejan sentir días después del paso del meteoro.

Las autoridades ordenaron la evacuación de alrededor de una décima parte de los 90.000 habitantes de Greenville. Se espera que el río Tar alcance su máximo nivel el miércoles.

Vehículos militares circulaban el martes por los vecindarios donde conos de tráfico naranjas y cintas policiales animaban a no entrar. Patrullas policiales custodiaban los límites de la zona de evacuación para controlar quien entraba y salía de ella.

David Baker, cuya familia es la dueña de River Bank Apartments, dijo que todos menos uno de sus inquilinos habían cumplido la orden de evacuación el martes, y pasó la tarde instalando tablas y aislante en los accesos a los pisos más bajos.