Biden espera que reformas en Cuba vayan acompañadas de libertades

La bloguera cubana opositora Yoani Sánchez publica hoy en su diario digital independiente 14ymedio una entrevista con el vicepresidente de EU en la que expresa su esperanza en una "ampliación de ...
El vicepresidente estadunidense Joe Biden, en Nicosia, durante una reciente visita a Chipre
El vicepresidente estadunidense Joe Biden, en Nicosia, durante una reciente visita a Chipre (EFE)

La Habana

El vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, afirma en una entrevista con la bloguera cubana opositora Yoani Sánchez publicada hoy que el Gobierno estadunidense espera que reformas como la nueva ley de inversiones de Cuba vayan acompañadas de una "ampliación de los derechos y libertades" de los ciudadanos.

La entrevista publicada en el diario digital independiente 14ymedio, que fue lanzado la semana pasada por Sánchez, está centrada en la política del gobierno de Barack Obama hacia la isla caribeña, que, según Biden, tiene como prioridad número uno que el contratista estadunidense Alan Gross sea liberado cuanto antes.

Sánchez preguntó al vicepresidente Biden sobre las posibilidades de que cambie la política de Washington hacia Cuba con la nueva Ley de Inversión Extranjera, sobre las restricciones a internet y la posibilidad de que EU invada la isla para derrocar al Gobierno.

Biden dijo a la bloguera que la política de EU respecto a Cuba "se guía por el compromiso de apoyar el deseo del pueblo cubano de determinar libremente su propio futuro, impulsar los intereses estadunidenses y promover los valores universales".

En ese sentido consideró que las medidas puestas en marcha por la administración Obama para facilitar viajes, remesas y contactos personales "están reduciendo la brecha entre las familias cubanas divididas y promoviendo el flujo libre de la información y la asistencia humanitaria para el pueblo cubano".

En su opinión, esas medidas han tenido "un efecto positivo y han contribuido al bienestar de los cubanos" y consideró que el trabajo con el Gobierno cubano sobre asuntos de interés mutuo ha beneficiado a los ciudadanos de ambos países. "Establecimos estos cambios de política sin dejar de defender nuestros valores y de fomentar las reformas democráticas en Cuba", afirmó el vicepresidente estadunidense.

Respecto a las reformas emprendidas por el gobierno de Raúl Castro indicó que EU espera que los esfuerzos para atraer la inversión extranjera con la nueva ley "estén acompañados por una ampliación de los derechos y libertades del pueblo cubano para que pueda desarrollar todo su potencial".

En la entrevista realizada por Yoani Sánchez durante una visita a Washington, el funcionario del gobierno estadunidense reconoció que en Cuba hay "un movimiento positivo en algunas áreas" y como ejemplo mencionó el aumento de la capacidad de los cubanos para viajar al exterior tras la reforma migratoria vigente desde enero de 2013.

Pero señaló que EU sigue "profundamente preocupado por la detención continuada y el maltrato a los cubanos por ejercer libertades que están protegidas en otras partes del continente americano". Joe Biden aseguró a la periodista independiente cubana que EU no tiene planes para derrocar al gobierno de Cuba y sostuvo que la posición del gobierno estadunidense "es firme: solo los cubanos pueden o deben determinar el futuro de Cuba".

Asimismo enfatizó en que el caso del contratista estadunidense Alan Gross, que cumple condena en Cuba, "es un obstáculo importante para mejorar las relaciones" entre los dos países. "Podemos ser tan creativos como queramos con nuestra política, pero el caso de Alan sigue en el primer lugar de la lista de los asuntos por resolver. Debe ser puesto en libertad por razones humanitarias", recalcó.

Gross está encarcelado desde 2009 en Cuba, donde fue condenado a quince años de prisión acusado de realizar actividades subversivas mediante el empleo de sistemas de telecomunicaciones ilegales. El periódico digital 14ymedio dirigido por Yoani Sánchez vio la luz a mediados de la semana pasada, pero su visibilidad en Cuba ha sido inestable desde horas después de su estreno en la red.