Bebés alemanes ya pueden ser registrados sin un sexo determinado

Hoy entra en vigor en Alemania la ley que permite a los padres registrar a sus bebes sin determinar el sexo

Berlín

Los padres alemanes pueden dejar en blanco a partir de hoy la casilla sobre el sexo de su bebé cuando lo inscriban en el registro civil, si no se puede determinar con claridad si corresponden al femenino o masculino.

Esta posibilidad quedó incluida en la reforma de la ley alemana del estado civil que entra en vigor este viernes y que busca solucionar el problema de los intersexuales, a instancias de la recomendación en ese sentido emitida en 2012 por el Consejo Ético Alemán.

"Si un bebé no puede ser identificado como perteneciente al género masculino o femenino, se dejará sin rellenar el apartado correspondiente en el registro de nacimiento", establece el articulado de la ley.

Fuentes del Ministerio de Interior indicaron que el objetivo de la ley es "quitar presiones a los padres" para que inmediatamente después del nacimiento del bebé den por establecido el sexo de éste, lo que en caso de duda puede llevar a "decisiones precipitadas" o incluso operaciones médicas.

Hasta ahora, los padres estaban obligados a registrar a sus hijos una semana después de su nacimiento, a más tardar, constatando ahí el sexo de éstos, so pena de ser multados en caso de incumplimiento.

La Cámara baja del Parlamento alemán (Bundestag) aprobó la correspondiente ley el pasado enero que, tras completar el trámite parlamentario, entró en vigor este primero de noviembre.

El registro de los intersexuales había supuesto hasta ahora un desafío para el Legislativo, por tratarse de bebés en que no aparece definida una identidad sexual determinada, sino que en ellos conviven señas cromosómicas u hormonales de ambos sexos.

Se estima que en Alemania hay aproximadamente 80.000 intersexuales