Aumentan controles en Japón tras casos de gripe aviar

El objetivo es frenar posibles contagios en las granjas, después de que en las últimas semanas se hallara el virus en excrementos de aves migratorias en varias prefecturas del país.

Tokio

Las autoridades niponas anunciaron hoy un refuerzo de las medidas preventivas en todas las granjas aviares el país para evitar un nuevo brote de gripe aviar, tras descubrir aves silvestres contagiadas del virus en cuatro regiones.

El Gobierno y representantes de las autoridades locales y de sindicatos ganaderos celebraron hoy una reunión para coordinar las medidas de seguridad, según informó la cadena estatal NHK.

El objetivo es frenar posibles contagios en las granjas, después de que en las últimas semanas se hallara el virus en excrementos de aves migratorias en las prefecturas de Tottori y Kagoshima (sudoeste), Shimane (oeste) y Chiba, próxima al área metropolitana de Tokio.

El virus detectado en los cuatro casos pertenece a la cepa H5N8, altamente patógena y la misma que el pasado abril afectó en el país asiático a una granja de pollos.

Las autoridades niponas están llevando a cabo controles en casi 150 granjas en Kagoshima, donde se detectaron los últimos casos en aves silvestres, y por el momento no se ha hallado ningún contagio en las explotaciones avícolas.

Además, se han esparcido compuestos desinfectantes y antivirales en zonas rurales donde hibernan aves salvajes como gansos y patos.

El pasado abril más de 100.000 pollos tuvieron que ser sacrificados en el sur de Japón después de que se detectara un brote de la misma cepa del virus mientras que en Corea del Sur la medida afectó meses antes a 11 millones de aves.