Ataque de EI deja 68 muertos en Siria

Los radicales tomaron algunos puestos, situados cerca de la carretera que une la población de Iziriya con la ciudad de Hama, aunque poco después se retiraron de ellos.

El Cairo

Al menos 68 soldados sirios y milicianos progubernamentales murieron ayer en un ataque perpetrado por el grupo terrorista Estado Islámico (EI) en la provincia de Hama, según el último recuento de víctimas difundido hoy por el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

La ONG cifró el sábado en cuarenta los fallecidos en esta ofensiva yihadista, que tuvo como blanco varios puestos de control del régimen sirio cerca de la localidad de Sheij Hilal, en el noreste de Hama.

Los radicales tomaron algunos de esos puestos, situados cerca de la carretera que une la población de Iziriya con la ciudad de Hama, capital provincial, aunque poco después se retiraron de ellos.

No es la primera vez que el EI ataca la zona de Sheij Hilal. Entre los pasados 20 y 22 de marzo los yihadistas efectuaron un asalto en esa área para cortar la vía de suministros de las autoridades sirias que conecta la urbe de Alepo con Hama.

En dicho ataque, al menos 74 leales al Gobierno de Damasco, entre soldados y milicias progubernamentales, perdieron la vida.

El EI proclamó hace un año un califato en Siria e Irak, donde ha conquistado amplias partes del territorio.

Siria es desde hace más de cuatro años escenario de un conflicto que ha causado la muerte de al menos 230 mil personas, según el Observatorio.