Arabia Saudí, con apoyo logístico de EU, bombardea rebeldes en Yemen

El embajador saudí en EU, Adel al-Jubeir, anunció que la operación militar, con el apoyo logístico y de inteligencia de Washington, busca evitar que el país árabe "caiga en manos de los rebeldes ...
El embajador saudí en Estados Unidos, Adel bin Ahmed Al Jubeir, anuncia la intervención militar saudí en Yemen en la embajada en Washington
El embajador saudí en Estados Unidos, Adel bin Ahmed Al Jubeir, anuncia la intervención militar saudí en Yemen en la embajada en Washington (AFP)

Washington, Riad

Arabia Saudita a la cabeza de una coalición que implica mas de diez países y que cuenta con apoyo logístico y de inteligencia de Estados Unidos, lanzó hoy una operación militar en Yemen contra los rebeldes hutíes.

"La operación es para defender al legítimo gobierno" del presidente Abd Rabbo Mansur Hadi, señaló el embajador saudí en Washington, Adel Al Jubeir. Poco después de ese anuncio desde Saná se informaba que Arabia Saudita ya ha bombardeado posiciones rebeldes.

La aviación saudí bombardeó la base aérea de Al Daylami y el cercano aeropuerto internacional de Saná, la capital, así como el complejo presidencial que desde enero se encuentra en manos rebeldes, informaron fuentes militares que señalaron que en el palacio presidencial se declaró un incendio.

La operación liderada por Arabia Saudita se lanzó después que fuerzas aliadas a los rebeldes chiitas se apoderaran del aeropuerto internacional de Adén, la gran ciudad del sur del país, donde oficialmente el presidente se hallaba refugiado.

Su ministro de Relaciones Exteriores, Ryad Yasin, pidió una intervención militar árabe "urgente" para impedir que los milicianos chiitas hutíes se apoderen de la ciudad, un hecho que podría precipitar una "profunda guerra civil", según declaró a la AFP desde la localidad egipcia de Charm El Cheij.

El embajador Al Jubeir explicó en Washington que la acción militar de los países liderados por Arabia Saudita se limitaba por el momento a incursiones aéreas contra varios blancos en Yemen, pero que varios espías militares estaban movilizados y que la coalición "hará lo que sea necesario".

La Casa Blanca, a través de la la portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, Bernadette Meehan, informó que "el presidente Obama ha autorizado el suministro de apoyo logístico y de inteligencia a las operaciones militares" en Yemen.

Coalición contra los hutíes

El embajador saudi en Washington señaló que la decisión de atacar a los rebeldes chiitas en Yemen se tomó después de agotar la vía de la negociación. "Intentamos encontrar una mediación" en Yemen, pero "cada intento iniciado por Yemen fue rechazada por los hutíes, que se opusieron a cualquier acuerdo".

"Tenemos una situación en la que una milicia controla o puede controlar misiles balísticos, armadas pesadas y una fuerza aérea", dijo, argumentando que el avance de los hutíes no puede ser tolerado. "No recuerdo ninguna otra situación en la historia en la que una milicia dispusiera de una fuerza aérea (...). Es pues una situación muy peligrosa", agregó el diplomático.

Por su lado, cinco Estados del Golfo anunciaron desde Riad su decisión de responder a un pedido de ayuda del presidente yemenita enfrentado a una rebelión chiíta cuyos combatientes venidos del norte controlan la capital y están cerca de Adén.

Arabia Saudita, Catar, Kuwait, Bahréin y los Emiratos Arabes Unidos --es decir todos los países miembros del Consejo de Cooperación del Golfo menos Omán-- suscribieron un comunicado en el que dicen haber "decidido responder al pedido del presidente Hadi de proteger a Yemen y a su pueblo frente a la agresión de las milicias hutíes".

Hadi se refugió en Adén tras la toma de Sana a principios de febrero por los rebeldes, sospechosos de tener vínculos con Irán y con el ex presidente Alí Abdalá Saleh, empujado a renunciar tras 33 años en el poder.