Despiden con honores de Estado a Adolfo Suárez

El ex presidente del Gobierno español, quien murió el domingo, recibió hoy honores militares en el centro de Madrid antes de ser trasladado a la ciudad de Ávila para ser enterrado.

Madrid


Madrid

El ex presidente del Gobierno de España. Adolfo Suárez, fue despedido hoy en Madrid con honores militares en un cortejo que trasladó su féretro desde el Congreso de los Diputados hasta la Plaza de Cibeles, en un acto encabezado por el presidente Mariano Rajoy.

En las escalerillas del recinto, además de ministros y representantes de todos los partidos políticos, esperaron la salida del ataúd los familiares del ex presidente.

Los servicios de protocolo del Estado ampliaron el itinerario del cortejo debido a la gran afluencia de público que pasó ayer por la capilla ardiente instalada en el Congreso, unas 30 mil personas, de acuerdo con fuentes del Congreso. La capilla cerró la madrugada de hoy y por la mañana abrió puertas un par de horas.

El cortejo inició en el Congreso y terminó en la Plaza de Cibeles para facilitar que todos los ciudadanos que pudieran dar, aunque fuera a la distancia, el último adiós al que fue el primer presidente del país en la historia de la democracia.

Rajoy presidió los actos de despedida del féretro y una vez cerrada la capilla ardiente un piquete de honor portó el ataúd hasta el final de las escaleras de la Puerta de los Leones.

Posteriormente, el féretro fue depositado sobre un armón de artillería y, seguido a pie por militares hasta llegar a la plaza de Cibeles.

Después de una despedida del duelo con toque de oración, descarga de fusilería de la Guardia de Honor y desfile ante el féretro, éste será introducido en un furgón que lo transportará hasta la Catedral de Ávila, donde los restos mortales del ex presidente Suárez recibirán sepultura al lado de los de su esposa.