Suman 13 denuncias por violación a derechos humanos

Las denuncias son por el uso indebido de la función pública, principalmente por atentar contra la seguridad o integridad de alguna persona, ya sean lesiones e insultos.
La población se queja de uso indebido de la fuerza.
La población se queja de uso indebido de la fuerza. (Horacio Rodrigo)

Tulancingo

En lo que va del año, un total de 13 denuncias por violar los derechos humanos se han presentado ante la visitaduría regional de Tulancingo, siendo 10 en contra de policías de la Coordinación de Investigación del estado, lo que antes era conocida como Policía Ministerial, informó la encargada de la oficina Karina Islas Márquez.

De acuerdo con la funcionaria las denuncias son por el uso indebido de la función pública, principalmente por atentar contra la seguridad o integridad de alguna persona, ya sean lesiones e insultos.

Mencionó que las otras tres denuncias restantes, fueron levantadas en contra de policías municipales de los ayuntamientos de Tulancingo, Acatlán y Santiago Tulantepec; en donde los agraviados alegan abuso de autoridad.

Islas Márquez dio a conocer que en años pasados todas las denuncias eran en contra de policías municipales, sin embargo consientes de esta situación, la CDHEH comenzó a impartir talleres a elementos municipales dándoles a conocer los hechos que son considerados como violación a los derechos humanos.

Explicó que una vez recibida la denuncia, se realiza una investigación ajena a la que realiza la autoridad competente, en donde se verifican los elementos de la acusación para entonces emitir una recomendación al jefe jerárquico inmediato del presunto responsable, a fin de que sea esta instancia la que determine una sanción.

"A la víctima se le pide que en caso de proceder se levante la denuncia ante el Ministerio Público local y otra ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Hidalgo para realizar una investigación, en caso de encontrarse elementos suficientes que comprueben una violación a los derechos humanos se emite una recomendación al jefe jerárquico inmediato para que imponga una sanción", detalló.

Refirió que en la mayoría de los casos en donde se comprueba algún maltrato, se opta por el despido del funcionario público, sin embargo dicha decisión es exclusiva del titular del área.

Finalmente dijo, que debido a que muchos de los elementos municipales de la región son de nuevo ingreso, durante estos meses se tiene programados impartir talleres en las corporaciones locales de cada municipio a fin de que conozcan más acerca del respeto a los derechos humanos.

"Vamos a impartir talleres para explicarles sobre que acciones pueden desarrollar y cuales no les permite su cargo a fin de evitar violaciones a los derechos humanos", dijo.