El trio IRB, un proyecto que busca encantar al público

Ricardo participó en la Voz México, en tanto que Irlanda y Bridget fueron parte del elenco del programa Pequeños Gigantes.
Ya tienen pactadas varias fechas.
Ya tienen pactadas varias fechas. (Arturo González)

Pachuca

A Irlanda Valenzuela, a Ricardo Yocupicio y a Bridget González la fama les llegó muy rápido, los tres participaron en programas musicales producidos por Televisa y ganaron un público al que no tenían intenciones de abandonar, por lo que ahora conforman un trío cuyo primer sencillo Decídete ya puede escucharse en la radio comercial.

Ricardo participó en la Voz México, en tanto que Irlanda y Bridget fueron parte del elenco del programa Pequeños Gigantes; ahora buscan posicionarse en el mundo del espectáculo con el proyecto IRB, un trío que quiere incursionar en el género pop sin desprenderse de los temas por los que ya son conocidos por el público.

"Al principio hicimos un proyecto donde presentábamos duetos o canciones como solistas, a la gente le gustó bastante pero no lo veíamos como un grupo, con IRB tenemos un proyecto más serio, y podemos llegar a dos tipos de público que nos vieron participar en estos programas de televisión", comentó Yocupicio.

Un proyecto que surgió por una necesidad: los tres cambiaron su residencia a la ciudad de México después de firmar un contrato de exclusividad con Televisa, Ricardo y Bridget son originarios de Sonora, e Irlanda vivía con su familia en Las Vegas, Nevada; y desaprovechar la fama conseguida era inaceptable para los tres.

Por lo que se ideó un proyecto musical donde se rodearon de importantes compositores, como Alberto Chávez y Carlos Lara, y ya tienen presentaciones pactadas en distintas partes del país para presentar un proyecto musical propio, uno en el que se identifican y se sienten seguros.

"Decidimos juntar nuestros públicos, los seguidores que conseguimos en cada programa, y presentar un espectáculo variado y divertido que a la gente le empezó a gustar", comentan.

El trabajo no será sencillo, ambas niñas apenas cuentan con catorce años de edad, por lo que el proyecto es tutelado por sus padres, que se vieron preocupados por que continuaran con sus estudios en un método a distancia; y Ricardo, ya mayor de edad, desea que su carrera musical tenga un impacto favorable en su vida y en la escena actual.