IMSS pide no abusar de la comida

Esta temporada tradicionalmente es de convivencias que incluyen reuniones para elaborar y degustar platillos típicos.
Romper la dieta implica sobrecargo.
Romper la dieta implica sobrecargo. (Arturo González)

Pachuca

En el mes de enero se registra un aumento de hasta 20 por ciento en la demanda de atención médica, debido a importantes descompensaciones en los niveles de azúcar y colesterol en la sangre, tras días de consumo desbalanceado de alimentos, indicó el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Hidalgo.

Esta temporada tradicionalmente es de convivencias que incluyen reuniones para elaborar y degustar platillos típicos; sin embargo, abusar continuamente de la combinación de ingesta excesiva de grasas, picante, condimentos y alcohol, causa incremento hasta de 15 por ciento en enfermedades gastrointestinales y severas descompensaciones en quienes tienen padecimientos crónico- degenerativos con altos riesgos para su salud.

Es costumbre "servirse con la cuchara grande", pero posteriormente aparecen las enfermedades gastrointestinales, que se manifiestan con dolor de estómago, cólicos, estreñimiento, náuseas, vómito, diarrea, colitis, reflujo, gastritis, agruras, entre otros síntomas.

Carmen Oropeza Cruz, coordinadora delegacional de enfermería en salud pública en la Institución explicó que la mayoría de los platillos decembrinos están elaborados con una mayor cantidad de grasa (crema, mantequilla, mayonesa, manteca, aceite de olivo, chocolates); además de contener altos grados de proteína al incluir quesos, carnes, pescado, entre otros, y poca o casi nula es la inclusión de ensaladas y frutas en su estado natural.

Por lo que lo recomendable es comer poca cantidad de alguno de los platillos que se preparan, consumir una ración de fruta y verdura en su estado natural (lechuga, espinaca, jícama, brócoli, jitomate, pepino, etc), para incrementar el consumo de fibra, así como tratar de disminuir la ingesta de azucares simples como refrescos embotellados, dulces y caramelos.

Las enfermedades gastrointestinales afectan principalmente a aquellas personas que de manera cotidiana acostumbran llevar un régimen estricto de alimentación pero en las festividades "rompen la dieta" y sufren un sobrecargo estomacal.

Además, es de suma importancia que las personas con enfermedades crónicas- degenerativas mantengan las restricciones recomendadas por el médico para evitar urgencias médicas.

Problema similar se presenta con el consumo excesivo de bebidas embriagantes en estas fechas, al incrementarse siete veces los casos de hospitalización por intoxicación alcohólica. Por lo tanto, advirtieron que el consumo excesivo de grasas, picante, condimentos y alcohol, causa descompensaciones e incremento de enfermedades gastrointestinales