Hidalgo terminó 2013 con 433 enfermos de Hepatitis tipo A

Respecto al tipo C, sólo hubo 15 casos durante el año pasado, dos menos respecto al 2012.
La Hepatitis es curable aunque de no tratarse de forma adecuada puede complicarse y causar la muerte.
La Hepatitis es curable aunque de no tratarse de forma adecuada puede complicarse y causar la muerte. (Héctor Mora)

Pachuca

Los contagios de hepatitis tipo A registrados durante 2013 en Hidalgo terminaron en 433, mientras que del tipo C son 15 informó la Dirección de Epidemiología de la Secretaría de Salud federal. La hepatitis es un padecimiento que afecta al hígado, siendo que en la entidad al año se presentan casos que requieren trasplante derivado de complicaciones.

La Organización Mundial de la Salud define a la hepatitis como inflamación del hígado causada generalmente por una infección vírica, que dependiendo el caso puede acompañarse o no de síntomas; entre las manifestaciones más graves está coloración amarillenta de la piel y los ojos, orina oscura, fatiga intensa, náuseas, vómitos y dolor abdominal.

Las autoridades sanitarias dividen el padecimiento en cinco tipos, siendo que en Hidalgo el de mayor presencia es el de tipo A con 433 personas a las que les fue diagnosticada, siete de ellos en la última semana de diciembre pasado. La cifra es inferior en 307 pacientes a lo que hubo en 2012.

Dentro de la Secretaría de Salud estatal está el programa "Esto es la hepatitis... Conócela. Afróntala", donde se busca difundir información sobre el padecimiento.

"El 80 por ciento de los afectados desarrolla afecciones hepáticas crónicas graves. A nivel mundial, aproximadamente un millón de personas muere cada año por enfermedades relacionadas con este patógeno. Las principales, cirrosis y cáncer del hígado", informó la SSH sobre la enfermedad.

"El virus de la hepatitis A (VHA) está presente en las heces de las personas infectadas y casi siempre se transmite por el consumo de agua o alimentos contaminados. Se puede propagar también por ciertas prácticas sexuales", señala la OMS.

Este tipo del virus es curable, aunque de no tratarse de manera correcta existe el riesgo de sufrir complicaciones mortales; ya existe la vacuna contra el VHA por lo que no debe existir mayor problema para su control ni en zonas urbanas ni en zonas rurales de cualquier entidad o país.

Respecto al tipo C, en Hidalgo sólo hubo 15 casos durante 2013, dos menos respecto al año anterior. La cifra colocó al estado como la séptima de menos incidencia dentro del país, donde sumadas las 32 entidad llegaron a dos mil 127.

"El virus de la hepatitis C (VHC) se transmite casi siempre por exposición a sangre contaminada, lo cual puede suceder mediante transfusiones de sangre y derivados contaminados, inyecciones con instrumentos contaminados durante intervenciones médicas y el consumo de drogas inyectables. La transmisión sexual también es posible, pero mucho menos común", explica la OMS sobre este tipo de virus que carece de vacuna.

Del resto de tipos de virus de hepatitis, el reporte de Epidemiología carece de información sobre los casos detectados. La que destaca la OMS por su presencia es la del tipo E, la cual es considerada como un factor de brotes en todo el mundo.

"El virus de la hepatitis E (VHE), como el VHA, se transmite por el consumo de agua o alimentos contaminados. Se han obtenido vacunas seguras y eficaces para prevenir la infección por el VHE, pero no tienen una distribución amplia", señala la Organización en su apartado sobre hepatitis.