La bioserie de Lupita, acto de valentía de los D’Alessio

Rubén Galindo, productor de ‘Hoy voy a cambiar’, habla de cómo se conformó el proyecto y de que la protagonista, como el público, está conociendo la historia cada noche.
Asegura que la cantante está muy contenta con el resultado.
Asegura que la cantante está muy contenta con el resultado. (Televisa)

México

A una semana de haber iniciado la bioserie de Lupita D’Alessio, Hoy voy a cambiar, cuyos resultados se han proyectado en el rating que ha registrado desde su primer día, Rubén Galindo, uno de los productores (el otro es Santiago) confiesa su felicidad, porque si bien es cierto que el personaje es sinónimo de éxito, también reconoce que “teníamos incertidumbre porque es un programa muy diferente a lo que acostumbra transmitir el canal Las Estrellas”.

Además al hacer un receso en la lectura de reglamento a los participantes del reality Bailando por un sueño, el cual estrenará el 10 de septiembre, para atender la entrevista, reconoce que la reacción positiva de Lupita D’Alessio a la serie es otro de los motivos que lo tienen feliz; sobre todo porque la cantante “al igual que el público” está conociendo la serie durante su transmisión.

Estás feliz con el resultado de la serie ¿verdad?

Sí. Sumamente contento. No hay nada más gratificante que cuando el trabajo que uno hace le agrada al público.

¿Se han superado tus expectativas?

Sí, superó nuestras expectativas. Hay que considerar que es un producto diferenciado en relación a lo que la gente está acostumbrada a ver en el canal Las Estrellas. Teníamos mucha duda de cómo el público iba a recibir un producto con un lenguaje más elevado en su tono, con una historia tan especial, con contenido muy real. Pero los focus que hicimos antes nos indicaron un resultado positivo, aunque la situación masiva es otra cosa; y, por ende,  había incertidumbre. Los ejecutivos estaban muy confiados en que el proyecto iba a funcionar, pero nosotros teníamos nuestras dudas.

Gracias a Dios el público está demostrando que eso le gusta, que si está abierto a una variedad más amplia de contenidos, y a nosotros, tanto a la producción como a Televisa, eso nos provoca mucha satisfacción; y se abren muchas posibilidades hacia el futuro. Y eso es lo más importante, sobretodo si el público es el ganador.

¿Cómo surgió la idea de hacer la bioserie de Lupita D’Alessio, a quién se le ocurrió, a ti, a Santiago (su primo) o a Televisa, porque si bien es cierto que por el puro personaje ya resultaba interesante, por lo mismo también tenía un grado de complejidad?

Es un trabajo de equipo, a nivel interno en la producción barajamos muchas posibilidades desde hace años, con la intención de contar la vida de los artistas; y hace siete años presentamos un proyecto en el que nos íbamos a encargar de dar seguimiento a la vida de tres o cuatro estrellas de la música mexicana, y cuando Televisa nos invita a hacer realidad la posibilidad de contar una de las historias, se barajaron muchos nombres. Santiago, Marcelo y yo pasamos por una lista larga y se mencionó el nombre de Lupita.

“Pero una noche platicando con mi esposa, mi mujer me dijo: Rubén Lupita te quiere mucho, háblale tú directamente; y me entró esa espinita. Entonces,le mandé un whatsapp y le escribí: ‘¿Lupita todavía te interesa hacer la bioserie de tu vida?’  Porque a mí me encantaría.

“Y ella me contesta: ¿Quién eres? Le digo: ‘Soy Rubén Galindo’. Entonces me dice: “¿Eres el de Parodeando?” Le digo: ‘Sí’, porque ella trabajó con nosotros en Cantando por un sueño, en Parodeando vino de juez y ya teníamos antecedentes en donde habíamos discutido, peleado, encontentado, y finalmente habíamos hecho una buen relación.

Entonces me dijo: ‘Sí, sí, por qué no le marcas a Ernesto, él es el encargado de ver ese proyecto’. En ese momento le marqué a Ernesto: Le dije: ‘¿cómo estás?, acabo de platicar con tu mami…’ y él me dijo: ‘Sí ya me marco y me dijo que contigo a donde quieras’.

Le llevé la idea a Alejando Benitez, ejecutivo de Televisa, y me dijo: ‘Déjame proponerla a nivel interno’. Y pasaron unos tres, cuatro días y me dijo: ‘Va’.

“Y a partir de ahí se concretaron las negociaciones entre Ernesto y Televisa. Cuando se autorizó hablé con Lupita, la volamos a México, empecé con mi equipo de guionistas a hacer una investigación de todos los materiales de televisión, con los escritores, lo que existía en internet. Santiago se pusó hacer la investigación del contexto social, discográfico y a nivel industria musical. Yo entrevisté a Ernesto en una comida informal. Y cuando llegó Lupita ya teníamos un arco dramático, ya sabíamos de dónde a dónde pasaba su vida y empezamos a platicar con ella, que son las entrevistas que se ven en los programas. Estuvimos platicando con ella despacito, ella muy valiente, en unos momentos se incomodaba, se paraba, se iba, regresaba, decía ¿qué preguntas son esas? Yo ya no me acuerdo de eso…

Hasta donde hemos visto al aire, si bien es cierto que parte de esa historia se sabía, se especulaba…, pero el hecho de que se proyecte y tenga el aval de los comentarios de su protagonista la hace más interesante, ¿qué tan fácil o no fue convencerla para compartir esa realidad que se intuía, pero pocos sabián realmente?

Ella tenía muchas ganas de hacerlo, además tenía muy claro que esto es un homenaje a su vida y a su obra; pero además ella tenía muchas ganas de mostrar su salvación, su proceso de sanación; entonces por ahí empezamos y a la hora de que empezábamos a tocar recovecos que le costaban trabajo, tuvimos que ser muy insistentes y entrarle por varios lados para poderle llegar al meollo de las cosas. Una vez que ella nos empezó a abrir la puerta pues ya fue más fácil, digamos que fue de menos a más la confianza que nos fuimos ganando en las entrevistas; y ella fue entendiendo que para mostrar el proceso de sanación, también teníamos que mostrar lo mal que había estado en otros momentos.

En la serie se han presentado escenas fuertes, pero no por lo que se ve, sino por lo que implican para el personaje como ella…

Claro, sí fuertes para decir: eso me pasó a mí. Fuertes para alguien que todavía está viva y tiene una carrera, una familia y es alguien que día a día se somete a la crítica, al escrutinio de la prensa, del público, que tiene redes sociales activas. Sí, sí es muy fuerte, porque son declaraciones muy fuertes las que ha hecho, por ello siempre he dicho que este es un proyecto muy fuerte por parte de la familia D´Alessio. Jorge Ernesto, César y Lupita, los cuatro dieron testimonios muy valientes.

¿Ella ya la vio?

No, ella la ve diario como tú y como todo México. Y diario me habla para decirme qué le gusto y qué no.

¿Qué te ha dicho?

Cuando me habló, me dijo que gracias por hacerla revivir con tanta intensidad esas emociones, por contar su vida, que le agradecía a Dios por mi vida. Y se me salían las lágrimas porque finalmente ella nos prestó su vida.

Pero, ¿Ernesto ya la vio?

No, no, no, todos la están viendo al mismo tiempo que tú.

Eso es más valor, porque de pronto todos tenemos cosas que no nos gustan que sepan los demás, qué tal que algo no les gusta ¿no?

Sí, totalmente, porque es un acto de valentía muy grande.

¡Y qué actuación la de Gabriela Roel! ¿No?

Gaby está tremenda. Y Mariana Torres, ¿qué me dices?

“Esto es apenas el inicio, la próxima semana se va a poner muy buena”.

Aparte ¿ya están preparando otra producción?

Sí, el 10 de septiembre vamos al aire con Bailando por un sueño, con ese gran formato que siempre decimos que es un honor que le haya dado la vuelta al mundo. Más de 25 países lo han hecho.

Es un formato mexicano y ahora con un gran elenco y con ciertas novedades. Estamos muy entusiasmados de tener estos dos proyectos simultáneamente al aire, esperemos que Bailando también sea bien recibido pero las familias mexicanas, que encuentren una opción para toda la familia.