"El Coco" la botarga favorita de los muchachos rejegos

El show de Súper Kids cuenta con un personaje que hace de las suyas, lo ejecuta Julián Contreras, quien señala que así es él en la vida real: “Soy él en voz, en persona, en todos lados".
Julián Contreras, "El Coco", un cocodrilo que es muy tremendo.
Julián Contreras, "El Coco", un cocodrilo que es muy tremendo. (Aldo Cháirez)

Torreón, Coahuila

Hay varias botargas que también son parte del show de Súper Kids. Entre ellas un robot, está la vaca Yuyis que es fresa y grosera, el perrito Rocko. Hay más personajes como la princesita Bianca.

Pero el favorito de todos es "El Coco", un cocodrilo que es bastante jijo. Julián Contreras, que dice que le va a dejar la plaza de "Coco" a su hijo, como en Telmex o en otros lados donde los cargos se heredan y que ya lo está entrenando.

¿Cuál es la intención con esta botarga? Y "El Coco" responde con la voz de cocodrilo, que la intención es divertir a la gente que los ve y dejar un consejo a los niños.

"No hagas esto y es cuando entran Arith e Iveth que dicen "Lo que está haciendo El Coco está mal", es como dar un ejemplo de las cosas que no se deben hacer".

Ya tiene casi 10 años en el personaje. No usa botarga por que es claustrofóbico, pero si se pone la cabeza del cocodrilo, y ya es algo diferente a lo que era la típica botarga de peluche, lo más relajado para hacerlo más cómodo.

Salió para él una oportunidad para trabajar en el área de Continuidad de Multimedios, donde también se comporta a nivel Coco, por que él es el personaje en voz, en persona y todo, no es el que se disfraza y cambia.

"Soy "El Coco" en voz, en persona, en todos lados: en Continuidad, con mis amigos, con mi familia. Sigo haciendo la voz y les echo la mano en los sketchs, y voy con ellas a los shows de fiestas".

Las ocurrencias le brotan del ser, por que en el programa no hay un guión como tal y mucho menos en las piñatas, pero así aumenta el grado de dificultad, por que hay que improvisar.

Julián agarra de donde puede para poder decir esas ocurrencias que tiene y que salen desde las pláticas de amigos, familia y de donde sea.

"Tengo dos hijos y les gusta mucho el programa. Me da mucha satisfacción que les guste mi trabajo".

"Aunque estés enojado, triste o como estés, la gente que nos contrata, sabemos que hacen un esfuerzo para llevarnos a las fiestas y llegamos y hacemos el trabajo. Jamás decimos hoy tengo hueva. Al final de la piñata la gente pregunta que quien es el Coco y me da gusto".