Ofrece internet a la serie "The Killing" mayor libertad

La actriz Mireille Enos indicó que, con la llegada de la cuarta y última temporada a Netflix, el programa encontró una manera más abierta de presentar sus diálogos.

México

Que la cuarta y última temporada de la serie The Killing llegue a internet otorgó a los guionistas mayor libertad para escribir los diálogos que sostiene Mireille Enos, la protagonista, con el resto del elenco; al mismo tiempo que permitió respetar la esencia del género policiaco.

Enos encarna a Sarah Linden, una detective del departamento de homicidios, que a lo largo de dos entregas dedicó su esfuerzo a esclarecer el asesinato de Rosie Larsen.

En su tercera temporada, tras la cual la serie fue cancelada, Linden, quien ya no es una detective en activo, tuvo que retomar su carrera para investigar un caso que había dejado atrás.

Para su nueva investigación, Sarah y Stephen Holder (Joel Kinnaman) lidiarán con las consecuencias de sus acciones pasadas, pero ahora en Netflix.

"Después de cuatro años pensando en su evolución, en términos de la historia, lo mejor es que esta cuarta temporada sea el cierre de la vida de Sarah"

 En seis capítulos deberán resolver el asesinato de una familia, de la cual solo sobrevivió el hijo, Kyle Stansbury (Tyler Ross), por lo que el ritmo será vertiginoso y debido a que internet es más tolerante, The Killing ofrecerá una evolución en sus diálogos, pero manteniendo su esencia.

“Cuando nos cancelaron al final de la temporada tres estaba triste, porque pensé que era una tragedia dejar a Sarah por siempre en el bosque, sin tomar decisiones. Cuando nos enteramos que Netflix nos daría la oportunidad de tener más capítulos, sentí gratitud. Ya teníamos 38 episodios y ahora solo son los seis finales, por lo que no queríamos separar mucho el estilo, sino que tuviera una continuidad.

“Pero queríamos más libertad en lo que se refiere al lenguaje. En términos de contenido ya habíamos roto el esquema (en tv), pero ahora definitivamente pudimos llevarlo más allá, no preocuparnos por la forma de expresarnos, pero manteniendo la esencia de la otras temporadas”, dijo Mireille Enos en conferencia telefónica desde Los Ángeles.

Además de experimentar este “renacer” de Sarah; Mireille grabó sus últimas escenas con el apoyo de la edición de cámaras, debido a que está embarazada, situación que cambió su percepción de las cosas, incluida la problemática que vive en su día a día en el rol que encarna.

La cuarta temporada del serial iniciará el 1 de agosto por Netflix. 

“Filmamos durante 10 semanas (la cuarta entrega), por lo que inicié con tres meses y medio de embarazo y finalicé con 10, así que tuvimos que hacer muchos trucos con las cámaras. Voy a tener a mi bebé en cualquier momento de la próxima semana, es mi próximo gran proyecto. Fue muy interesante filmar estando embarazada, porque Sarah ni pensaría en tener un bebé en esta temporada final.

“Así que viví entre estos dos mundos: el personal, donde estaba muy feliz, y el de Sarah en el que tiene una travesía sombría. He vivido con ella tanto tiempo, en su cuerpo y mente, que eso me ayudó mucho a olvidar que había alguien (en su vientre) todo el tiempo; el equipo me apoyó, los camarógrafos me permitieron salir adelante con esto”, agregó Enos con un risa.

Finalmente, la actriz agradeció que actualmente la televisión de paga y, ahora con el interés de Netflix por generar contenido, estemos viviendo “una era de oro” para las series ya que directores y actores de cine son parte activa de las nuevas tramas.

Al final

Mireille Enos aseguró que en la última temporada, Sarah Linden vivirá “el viaje más oscuro, por el caso que tendrá que resolver; hay muchas chicas que son víctimas”.

La cuarta temporada del serial, que inicia el 1 de agosto, contará con la actuación de Joan Allen, Gregg Henry, Tyler Ross, Sterling Beaumon y Levi Meaden.

Para el cierre de la historia de la protagonista se buscará encontrar una redención para ella, ante el hecho de que experimentó en el pasado el asesinato de su pareja.