Las niñas de "Annie" dirán adiós después de un gran crecimiento

El musical producido por Tina Galindo y Claudio Carrera, que anoche celebró 200 funciones, bajará el telón del Teatro Insurgentes en agosto; el elenco lamenta el fin de temporada.

México

Con vestidos más ajustados que en el estreno, a causa del crecimiento propio de la niñez, y nuevas huerfanitas que desplazaron a las que crecieron de más, Annie, el musical se prepara para despedir su temporada del teatro Insurgentes.

Anoche, el musical producido por Tina Galindo y Claudio Carrera develó placa por 200 representaciones cumplidas, con la satisfacción de haber sacado avante la temporada cumpliendo con las expectativas.

“Es una obra que necesitas adaptar constantemente porque las niñas crecen; ya nos había pasado con La novicia rebelde, tuvimos como 30 niños diferentes, pero así es el teatro y el espectáculo en vivo. Todos los días estamos cuidándolo y procurando la calidad”, declaró Claudio en entrevista.

“Ha sido una temporada en la que la gente termina de pie, le encanta el trabajo que se hizo, les gusta mucho el elenco. Estamos muy satisfechos con el resultado porque es una obra que teníamos muchas ganas de hacer. Es un clásico que la gente vuelve a disfrutar”, agregó el productor.

La puesta en escena dio oportunidad a más de 15 niñas de debutar en el teatro profesional, entre ellas Mía y Nina Rubin, hijas de Andrea Legarreta y Erik, y María, hija de Mariana Garza y Pablo Perroni. La experiencia fue tan grata para ésta última, que en sus planes está continuar en el medio.

“Me gustó mucho y quiero seguir actuando. De hecho ya audicioné para Billy Eliot, a ver si me quedo. Estoy triste pero emocionada al mismo tiempo, porque esta voy ya se va a acabar y ya no voy a ver a mis amigas, pero feliz por seguir haciendo nuevas cosas”, declaró María.

Los adultos que completan el elenco también lamentan que se tenga previsto bajar el telón en agosto, pues de la experiencia lo que más valoran es llevarse el cariño de las más pequeñas.

Regina Orozco encarna a la malvada Miss Hannigan; sin embargo, bajo el escenario es la consentida de las huerfanitas.

“Todavía no me la creo que se termina, digo: bueno, voy a descansar y tener fines de semana, pero no sé qué vacío voy a sentir. Va a ser triste y voy a extrañar a Miss Hannigan, la quiero mucho y me ha abierto caminos que no conocía de mí.

“A las niñas las voy a extrañar cañón. Tengo fotos de los ensayos y, de verdad, eran unas pulgas. Si ves las faldas cada vez les quedan más cortas”, dijo Regina mientras se alistaba en su camerino para dar una de las últimas funciones.

Para Manuel Landeta el reto de interpretar al millonario le permitió mostrarse a sí mismo la madurez actoral que forjó con el paso de los años comparado con su interpretación del mismo personaje en la versión de años atrás.

“Lo que hice hace 10 años es muy distinto a este. En este personaje sí ves una clara diferencia en lo que es al principio de la obra y cómo se transforma.

“Tener la oportunidad de estar otra vez cerca de niños me es muy gratificante. Me da muchísimo gusto y me es muy honroso pensar que puedo sumar algo a su vida como profesionales del escenario”, dijo el actor. 

:CLAVES

LA DEVELACIÓN

Para la develación de la placa de 200 representaciones se tuvo como padrinos a Daniela Romo, Carlos Rivera, Benny Ibarra y Ana Brenda.

A la obra le resta poco menos de un mes en cartelera, a su salida el teatro de los Insurgentes alistará preparativos para recibir El hombre de la marcha, cuyos protagonistas serán Benny y Ana Brenda.