Encuentran su pasión en el cine independiente

Tres directores cuentan lo que han tenido que enfrentar en su ejercicio profesional.
La película 'Llévate mis amores' ha recorrido 60 festivales.
La película 'Llévate mis amores' ha recorrido 60 festivales. (Twitter @llevateamores)

México

Pese a que en los últimos años, México se ha convertido en uno de los países con una de las culturas cinematográficas más fuertes, directores y productores de cine independiente como Arturo González, Gina Herrera y Miguel Ángel Fernández, se siguen enfrentando a una serie de obstáculos para realizar sus proyectos.

Aunque han hecho lo posible porque sus trabajos sean vistos en diversos festivales dentro del país, como el Festival Internacional de Cine de Morelia, Guanajuato International Film Festival, Shorts Shorts Film Festival y el Festival Internacional de cine de Los Cabos, entre otros.

TE RECOMENDAMOS: Presentan “Un padre no tan padre” en Guadalajara

Arturo González, director de la película Llévate mis amores, que ha recorrido más de 60 festivales y ha ganado alrededor de 15 premios, narra la historia de Las patronas, un grupo de mujeres mexicanas que desde 1995 preparan todos los días comida para lanzarla a los migrantes que viajan sobre el tren de carga La Bestia que se dirige rumbo a Estados Unidos.

Decidió que quería transmitir su vivencia en una película que inició a filmar desde 2011. “Si hice una película sobre esto fue porque sentía una necesidad de querer contar lo que ellas me transmitían, fue algo muy espontáneo y una vez que lo descubrimos costó muchísimo trabajo y esfuerzo lograr contar lo que queríamos a través de una película”, dijo González.

En México, aunque ha crecido la producción de cine y está presente en los festivales más importantes del mundo, aún falta mucho por recorrer dentro del panorama.

“Es una profesión donde si no tienes los recursos para comer y vivir de otro lado, difícilmente puedes hacer una película; las escuelas de cine aceptan a 15 personas al año y las escuelas privadas son muy caras, el ambiente es muy elitista, para hacer una buena película debes estar impulsado por el corazón”, dijo.

El director Miguel Ángel Fernández, conocido por su trabajo en Chalma, coincide en que dedicarse al séptimo arte en nuestro país es complicado si no encabezas una cinta comercial.

“No es fácil hacer cine de manera independiente porque es complicado que llegue una remuneración, sobre todo en los cortos, ya que por lo general las ventanas de exhibición son festivales de cine y no tanto las salas comerciales, pero cuando te gusta lo que haces, por más que sufras al momento de llevarlo a cabo, lo sigues con el corazón”, explicó el cineasta.

Chalma, es una adaptación del cuento “Talpa” , escrito por Juan Rulfo, que cuenta la travesía de Antonio quien se deja llevar por el deseo que siente hacia Natalia, la esposa de Tanilo, su hermano desahuciado que busca aliviarse en Chalma. Antonio y Natalia acceden a llevarlo sabiendo que morirá más pronto con la procesión, y así consumar sin obstáculos su amor.

El cortometraje de ficción ha sido seleccionado en diversos lugares como en el Festival de Cine de Guanajuato, Festival de cine Guadalajara, en Shorts México, Akino Film Festival de Berlin, Festival.


TE RECOMENDAMOS: Murió Eliseo Subiela, director de "El lado oscuro del corazón"


La directora Gina Herrera ha llegado a certámenes como el Festival Internacional del Cine de Morelia, FICUNAM, NYC Independent Film Festival, 12 Months Festival (Rumania) y Fic Monterrey por sus cortometrajes Ni aquí, ni allá y Perdóname padre pues he pecado. Sugiere que debemos quitar los estereotipos a la cinematografía.

“Debemos dejar atrás esas etiquetas de cine de autor, cine comercial, cine de mujer, cine gay; el cine es cine, venga de quien venga; no importa cómo esté contada la historia, solo son distintas formas de abordarse”, explicó la cineasta.

Como cineasta argumentó que la sociedad mexicana debería abrirse más a la cultura, ya que hay poca información en cuanto al séptimo arte.

“Entiendo que no es el mismo tipo de cine que se ve en festivales que en salas comerciales la mayor parte del tiempo incluso para exhibirlas en salas comerciales les quitan los laureles porque la gente las asocia con algo aburrido o malo y sería increíble poder cambiar eso y abrir más ventanas y apoyos para todo tipo de historias”, dijo.


Sobre los recortes presupuestales que se han generado durante en últimos años, la también actriz expresó que es injusto que ocurran este tipo de sucesos dentro del arte.


“Debería de existir un gobierno que no le quite dinero a las artes, más apoyos y fondos, darle oportunidad a los que estamos intentando colocarnos y filmar, que el dinero no se siga moviendo entre las mismas personas de siempre, que se enseñe cine en las escuelas primarias, secundarias y prepas, no solo cine, cualquier tipo de arte.

Más arte, que te dejen exhibir, que no te pongan tantos obstáculos y trabas para bajar fondos y sobre todo apoyarnos más entre nosotros, creer en nosotros, crear y buscar nuevas formas”, comentó Gina.




FLC