Representan a su talentoso e histórico legado familiar

Viudas, hijos y viejos amigos se reunieron en el Instituto Nacional del Derecho de Autor para conmemorar la obra de genios musicales como Agustín Lara y José Alfredo Jiménez.

México

Entre música de mariachi, anécdotas y nostalgia, los familiares de grandes compositores mexicanos como José Alfredo Jiménez, Agustín Lara, Tomás Méndez, Cuco Sánchez y Alberto Cervantes se reunieron en el marco de la inauguración de la exposición fotográfica titulada El rostro de autor.

La sala de exposiciones del Instituto Nacional de Derechos de Autor abrió sus puertas al público con el fin de conmemorar a aquellas leyendas de la música con alrededor de 56 esculturas y piezas fotográficas.

“Queremos que la gente conozca la cara de quien hizo las canciones que se cantan en las serenatas o que suenan en todas las fiestas, como “Cielito Lindo”, “México Lindo y Querido”, “Bésame Mucho” y “Paloma Negra”, entre otras”.

Los herederos de grandes maestros musicales asistieron a la ceremonia de inauguración de esta exposición con el fin de recordar viejos tiempos, compartir divertidas e inéditas anécdotas y sutilmente comprobar que el apellido que llevan es el mejor en la industria musical.

“Fui una de las musas de Agustín Lara, pero sobre todo tuve el placer, alegría y sutileza de haber estado con él en la cama; es toda una fantasía recordar el amor tan hermoso que nos teníamos”, declaró Vianey Lárraga, viuda del autor de temas como “Solamente una vez” y “Arráncame la vida”.

Mientras de la voz de Gabriel Navarro sonaban temas como “Mucho corazón” y “Si nos dejan”, la charla entre las familias Lara, Chávez, Jiménez y Velázquez trasladaron al público a aquella época en donde la música de grandes genios rompió con todos los paradigmas y cruzó fronteras.

“Cuco Sánchez nació, literalmente, en la tierra, mi abuela como las indias tarahumaras, se agarró de un árbol para parir y lo primero que hizo mi papá fue pisar el territorio tamaulipeco. Llevó una vida de verdad fascinante, porque además de diversas peripecias, fue amigo de príncipes y reyes”, dijo Alina Sánchez de la Vega, hija del autor de “Anoche estuve llorando”.

Bajo la organización de José Alfredo Jiménez Jr. quien es el director del Catálogo de Oro de la Sociedad de Autores y Compositores de México (SACM); la muestra también expone diversas esculturas de aquellos que marcaron historia con temas como “100 años” y “Cucurrucucú paloma”.

“Mi padre tiene en el SACM alrededor de 711 temas y en sus 62 años como compositor escribió alrededor de 4 mil canciones. Creo que hoy existen  muy pocos artistas que compongan con el alma, como él”, dijo Eurídice Cervantes, hija de Alberto Cervantes

Los rostros de Consuelo Velázquez, Armando Manzanero, José Pablo Moncayo, Ema Elena Valdelamar y hasta Aleks Syntek y Reyli Barba están respaldadas con una pequeña semblanza.

“Mi madre ha sido una de las mejores compositoras en la industria”, agregó Dario Valdelamar, hijo de la autora de “Cheque en blanco”, Ema Elena Valdelamar. 

CLAVES

RUMBO A ANTROPOLOGÍA

La exposición estará disponible del 18 al 28 de octubre en el Instituto Nacional del Derecho de Autor.

Se planea trasladar y ampliar el montaje al Museo de Antropología en donde también se expondrían algunos de los trajes de charros de los autores.

Se realizará una serie y un largometraje de la vida de José Alfredo Jiménez.