Rubén Blades pone ritmo en el Zócalo

Amantes de la salsa abarrotaron la Plaza de la Constitución para disfrutar con la música de Rubén Blades, Marc Anthony y Carlos Vives. 

México

El anuncio de un concierto gratuito en el Zócalo de la Ciudad de México que reuniría en el escenario a Rubén Blades, Carlos Vives y Marc Anthony no fue desaprovechado por los amantes de la salsa, que abarrotaron el lugar.

Los primeros en llegar aseguraron su sitio desde las 12:00 horas, pero fue a las 18:00 en punto que Rubén Blades inauguró el show con "Plástico".

La puntualidad de su salida tomó por sorpresa a un grupo de personas que no había entrado al área asignada y que con tal de no perderse ni un momento del espectáculo unió fuerzas para burlar la seguridad —tanto privada como pública— que no pudo más que hacerse a un lado y dejarlos pasar.

Blades no decepcionó, pues en su tiempo sobre la tarima ofreció un recorrido por más de 30 años de trayectoria, entre las canciones que entonó estuvo "Tu mala maña", dedicada "a la buena gente de Tepito".

Y después viajó a 1984, cuando visito nuestro país por primera vez, y ofreció "El padre Antonio y el monaguillo Andrés", una de esas canciones que considera que tienen que seguirse cantando.

En apariencia, Blades lucía sobrio con un atuendo negro en su totalidad, pero con el toque característico que le da su sombrero.

Rubén carga con orgullo la bandera de protesta implícita en la letra de sus canciones, por lo que la ocasión lo obligó a hacer un llamado a la sociedad mexicana.

"Es imposible para mí estar en el Zócalo y no referirme a un tema del que he escrito y me he manifestado, que es el de Ayotzinapa.

"México es un país con virtudes y fortalezas, pero para conservarlas es importante eliminar la omisión que los comprometa. Para los mexicanos y para los familiares de los desaparecidos va este tema que escribí en 1982 y que aún mantiene su vigencia", dijo el cantante para enseguida interpretar "Desapariciones".

El gozo de su ritmo llegó al éxtasis cuando sonó "El cantante", tema conocido en voz de Héctor Lavoe, y que Blades acepta que fue buena decisión dársela, pues en su interpretación no hubiera tenido tanto reconocimiento.

Sin darle tanta importancia al anuncio, el músico dejó escapar una declaración: el próximo año realizará su última presentación de salsa. La explicación: tiene más cosas que hacer, dijo, continuando con su repertorio música.

"Pedro navajas" puso fin a la participación de Blades poco despues de las 19:20 horas.